Marcas de polvo cometa 67P
Marcas de polvo sobre cometa 67P ESA

Los científicos de la misión Rosetta creen haber encontrado el origen de las extrañas marcas que se descubrieron en la superficie del Cometa 67P y que tenían en vilo al equipo, pues parecían producidas por el viento aunque era algo imposible porque los cometas carecen de aire.

El descubrimiento se ha hecho publico en la 46º Conferencia de Ciencia Lunar y Planetaria (LPSC), celebradad en Texas, y ha sido presentado por Stefano Mottola, El principal investigador de este trabajo. Mottola también ha explicado que han identificado hasta 17 regiones diferentes las cuales el material parece estar siendo trasladado.

Según lo presentado por el equipo de Rosetta, estas formas son consecuencia de la caída de las propias partículas del cometa que son expulsadas del núcleo y que vuelven a caer sobre su superficie. "Estamos postulando que las partículas que se caen, chocan con el suelo y desencadenan la 'expulsión' de otras partículas, sin la necesidad de que exista algún tipo de viento", ha señalado el investigador a la BBC.