Los pacientes oncológicos andaluces se beneficiarán del programa Al Lado, una estrategia que tiene por objetivo incrementar el nivel de conocimiento, actitudes y habilidades de pacientes y profesionales, así como favorecer la participación y el trabajo compartido. Así lo ha señalado la consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, durante la presentación en Sevilla del Taller Onco-Al Lado.

Un total de 60 profesionales se formarán en este taller con la finalidad de mejorar la comunicación del diagnóstico y adquirir capacitación para establecer, junto a familiares y pacientes, actuaciones para el abordaje de las enfermedades oncológicas.

En declaraciones a los periodista, la consejera ha señalado que este proyecto "pretende acercar el sistema a las persona que sufren por un cáncer, hacerles partícipes de ese proceso terapéutico, y que sientan que están acompañadas por las asociaciones, los profesionales y que el sistema saben que son más que una enfermedad".

Así, según ha destacado Sánchez Rubio, "la estrategia Al Lado plantea unos itinerarios de atención compartida, desde el mismo momento del diagnóstico, en los que la excelencia de los cuidados clínicos se ve complementada con la atención a los aspectos emocionales y relacionales de todo el proceso".

Concretamente, estos cursos de formación capacitarán a los profesionales para mejorar la comunicación del diagnóstico, insistiendo en la necesidad de elegir el entorno y vocabulario más adecuados, evitar paternalismos y atender a las solicitudes de información del paciente y su acompañante.

Esta iniciativa, cuya información está disponible en la web de la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales (www.juntadeandalucia.es/salud) y en la web ONCOconocimiento (www.onconocimiento.net) establece un itinerario de la enfermedad y las actuaciones que deben ponerse en marcha en cada fase, con el objetivo de mantener la autonomía del paciente. A través de esta formación, se capacitará a los profesionales para establecer, junto a pacientes y familiares, las actuaciones descritas en el itinerario de la enfermedad y adaptadas a cada fase.

La consejera ha destacado que "no cabe duda de que este planteamiento no solo requiere una formación específica, tanto de los servicios sanitarios como de las asociaciones de ayuda mutua; también es preciso una determinada orientación de los servicios, abierta a la participación y flexible ante los distintos proyectos de las personas involucradas".

Actualmente, el programa Al Lado se aplica a patologías como Alzheimer, Esclerosis Lateral Amiotrófica, Enfermedad Mental Grave y menores con problemas de adversidad en salud.

La directora del Plan Integral Andaluz de Oncología, Eloisa Bayo, ha explicado que la primera unidad de gestión clínica oncológica en la que se va a hacer el proyecto Al Lado es la del Virgen del Rocío y Virgen Macarena, pero se pretende hacer extensivo a todas las unidades de la comunidad a lo largo de este año y el que viene. "Esta unidad será el piloto del que vamos a aprender para que luego este proyecto pueda extenderse sin ningún problema al resto de la comunidad", añade

Existe una demanda de comunicación por los profesionales

Asimismo, Bayo ha asegurado que la comunicación es "fundamental" y existe una demanda por parte de los profesionales, que quieren saber cómo abordar desde el diagnóstico a todo el proceso. Pero, "lo que hemos querido es darle un enfoque diferente, por eso hemos querido que formen parte del proyecto el propio paciente y su familia, que sean ellos quienes nos cuenten qué necesitan, para que de esa manera los profesionales sepan qué tienen que darle", añade.

El presidente de la Junta Provincial de Sevilla de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), Julio Cuesta, ha explicado que el paciente "demanda todo", por lo que afirma que si algo "hay que aplaudir en esta iniciativa es que se hace un abordaje con carácter general, no solo facultativo y científico, sino a nivel social y humano".

"En la asociación tenemos la experiencia de que los servicios de asistencia psicológica son más importantes para los familiares que para el propio paciente", por lo que "lo positivo" de este taller es que "damos un paso al abordar la enfermedad en toda esa amplitud socio-clínica", asegura Cuesta.

Plan integral de oncología

El Plan Integral de Oncología de Andalucía es el instrumento desde el que se van marcando las estrategias necesarias para buscar una respuesta individualizada para cada paciente y desde el que se han impulsado actuaciones en todos estos ámbitos.

De esta forma, se ha mejorado la dotación, adecuación y redistribución de recursos humanos y tecnológicos y se han puesto en marcha nuevos servicios y derechos que garantizan una intervención más ágil y eficaz en el abordaje del cáncer.

Concretamente, a finales de 2014, había en Andalucía 28 aceleradores lineales de electrones, nueve equipos de braquiterapia de alta tasa, 91 TACs, 34 resonancias magnéticas y 34 gammacámaras.

Sólo en 2014, se atendieron en Andalucía 448.719 consultas de oncología médica y radioterápica; se realizaron 173.239 sesiones de quimioterapia y 248.553 de radioterapia.

Asimismo, existen un total de 795 investigadores en el área del cáncer y, desde 2010, se han destinado 7,5 millones de euros a investigación oncológica procedentes de la Junta, Fondo de Investigación Sanitaria y convocatorias europeas.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.