La Unión de Agricultores y Ganaderos de Aragón, UAGA-COAG, ha reclamado que se declare la zona del Valle del Ebro afectada por el desbordamiento del río como 'desastre natural' para que "se pueda indemnizar a los afectados al cien por cien, sin depender de que tengan o no suscritos seguros agrarios".

Así lo ha manifestado después de que el Consejo de Ministros haya aprobado este viernes un Real Decreto Ley para reparar los daños ocasionados por la crecida extraordinaria del Ebro, que a su entender "se queda cojo" y "no alcanzará a cubrir las pérdidas sufridas por todos los afectados de la ribera alta y baja".

UAGA ha explicado que esta avenida "ha sido muy superior a las habidas en los últimos 50 años, incluso a la de 1961, ya que hay parcelas que entonces no se vieron inundadas y ahora sí".

Por eso, el importe de las ayudas anunciadas por el Gobierno central, aunque se trata de una cifra abierta a la espera de que se puedan evaluar todas las pérdidas "es insuficiente para reparar los daños sufridos por los agricultores y ganaderos de la ribera".

Al igual que en 2013, este real decreto se centra en las infraestructuras de dominio público, de ahí que desde la organización agraria se exija "la reposición inmediata también de las infraestructuras agrícolas y ganaderas".

Por otra parte, el próximo lunes, 9 de marzo, el Ministerio de Agricultura ha convocado una reunión para explicar los términos del Real Decreto Ley aprobado este viernes y poder actualizar datos de las afecciones en el ámbito agrícola y ganadero. A esta cita, acudirán el secretario general de COAG, Miguel Blanco, y el secretario general de UAGA, José Manuel Penella.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.