El candidato de Izquierda Unida a la Alcaldía de Sevilla, Daniel González Rojas, se ha comprometido este viernes a implantar un cuadro tarifario "más social" en la empresa municipal de autobuses, Tussam, y a garantizar el carácter cien por cien público de esta enseña, si el próximo 24 de mayo IU accede al gobierno de la ciudad.

En un comunicado, González Rojas ha lanzado este mensaje durante una visita realizada a la sede central de Tussam, donde ha celebrado una reunión con la dirección y con todas las secciones sindicales de esta sociedad, encuentro que se enmarca, a su vez, dentro del proceso de recogida de propuestas y de elaboración programática en el que está inmersa la formación de izquierdas en estos momentos.

Tras agradecer el "buen recibimiento que se has tenido por parte de la gerencia y de los representantes de los trabajadores de Tussam", González Rojas ha recalcado que el transporte público constituye un "eje esencial de la estrategia de movilidad sostenible que IU defiende para lograr el cambio de modelo de ciudad que, a nuestro entender, Sevilla necesita".

En sintonía con este planteamiento, González Rojas ha avanzado la intención de IU de poner en marcha un bonobús social, con un precio mensual de cinco euros, dirigido a aquellas personas que no alcancen un mínimo nivel de ingresos, con independencia de su situación laboral. "De modo que mediante este nuevo título se bonificarían también los desplazamientos en autobús urbano a un sector de la población que, lamentablemente, crece cada día, como es el de los trabajadores pobres", añade.

En paralelo a esta iniciativa, Izquierda Unida apuesta además por aumentar las partidas económicas que el Ayuntamiento destina ahora al bonobús joven y al solidario, a la par que aboga por establecer un cuadro tarifario más social, que "reparta el peso soportado por los usuarios de manera progresiva en relación con las rentas". En este sentido, IU es partidaria, por ejemplo, de que el bonobús de mayores deje de concederse a quienes superen los 1.500 euros mensuales.

Asimismo, frente a las amenazas derivadas de la Ley de la reforma local del PP, Izquierda Unida sigue reivindicando el carácter público de Tussam y el rescate de las líneas actualmente externalizadas. Y para ello, según Rojas, resulta "imprescindible que el Ayuntamiento garantice una financiación suficiente a la empresa municipal a fin de abordar con solvencia y calidad el servicio público que presta y, al mismo tiempo, "mantener el precio de los títulos de viaje".

De igual modo, IU considera que, una vez cancelado el plan de ajuste del gobierno de Zoido, toca "devolver los esfuerzos realizados por la plantilla y mejorar sus condiciones laborales". "En Izquierda Unida sólo concebimos una Tussam sin trabajadores precarios", ha apuntado González Rojas, quien apuesta también por restituir el derecho a voto de los sindicatos, asociaciones de consumidores y entidades vecinales en el seno del consejo de administración de esta empresa municipal.

Reestructurar las líneas para conseguir mayor penetración en los barrios y favorecer el acceso del transporte público a polígono industriales o crear un billete único para tranvía, metro, autobuses urbanos y Sevici, son otros de las prioridades que IU se marca para el próximo mandato si gana las elecciones.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.