Expertos han advertido de que el cambio de medicación a genéricos en personas que sufren epilepsia "puede generar complicaciones" y debe estar controlado y autorizado en todo momento por neurólogos. "El tratamiento con genéricos está totalmente aceptado y se puede hacer, pero los cambios pueden generar descompensaciones y deben estar aconsejados por el neurólogo competente".

Así lo ha indicado la doctora Macarena Bonet, neuróloga del Arnau de Vilanova, tras pronunciar la comunicación 'Resultados del estudio Generisc: Estudio sobre el impacto del cambio a medicamentos genéricos en Epilepsia', dentro de la XXXII Reunión Anual de la Sociedad Valenciana de Neurología (SVN) que se celebra en Alicante.

La especialista ha presentado este viernes, durante la Reunión de la SVN, los resultados de un estudio tras analizar 24 casos de pacientes epilépticos de siete hospitales distintos a lo largo del año 2013.

Según se desprende de este estudio —en el que se ha analizado el tipo de epilepsia y la frecuencia de crisis en el año previo a la visita—, en un 81% de los casos reaparecieron las crisis epilépticas con el cambio a medicamentos genéricos. Respecto al profesional implicado en el cambio de medicación, en un 79% de los casos fue el personal de la oficina de farmacia y el médico de atención primaria en el 21% restante.

Así mismo, del estudio se concluye que no se solicitó el consentimiento del paciente en un 92% de los casos, mientras en el 8% restante en el que si se pidió, se hizo de forma verbal. La consecuencia fue, se insiste en el texto, la reaparición de la crisis.

Por todo, del informe se deriva que en estos pacientes, el cambio a medicamentos genéricos no fue realizado por un neurólogo; que en un 92% de los casos no se solicitó el consentimiento al enfermo; y que un alto porcentaje de pacientes con epilepsia bien controlada (71%), presentó crisis tras el cambio a genéricos.

Al respecto, la doctora Bonet ha explicado que no hay "ningún problema" en que los pacientes epilépticos lleven tratamientos genéricos, pero si se cambia a ellos "hay que tener en cuenta que se pueden producir algunas descompensaciones o efectos secundarios". Por ello, ha insistido en que este cambio "debe estar supervisado por el neurólogo correspondiente, que conoce al paciente y sus riesgos, y no por un farmacéutico u otra persona".

"El tratamiento con genéricos —ha reiterado— está normalmente aceptado y se puede hacer, pero dicho esto, hay que tener en cuenta que los cambios pueden traer a veces complicaciones y descompensaciones, y siempre deben estar aprobados por neurólogos".

Consulta aquí más noticias de Alicante.