El grupo ecologista GOB pide la revocación de autorización de las obras en un camino forestal en Sa Comuna de Bunyola, cerca de un nido de milano.

En un comunicado, el GOB señala que la población de milano en Mallorca está aumentando de forma esperanzadora, pero en Sa Comuna, una de las masas forestales más espectaculares de Mallorca, la población "se ha estancado".

Los ecologistas inciden en que Sa Comuna de Bunyola era el reducto más importante en Mallorca para la población de milano a principios de los años 2000, cuando la especie estuvo a punto de extinguirse en la isla. Entre los años 2000 y 2013, Sa Comuna ha mantenido entre 3 y 4 parejas de milano, mientras que en el año 2014 probablemente fueron sólo 2 las que van nidificar.

Ante esta situación, el GOB cuestiona la necesidad de realizar las obras en esta zona de "alta fragilidad ecológica", tanto por el impacto de la ejecución —precisamente durante la época de reproducción del milano— como por el hecho de facilitar el acceso en coche en zonas hasta ahora tranquilas.

Por ello, piden a Medio Ambiente la revocación inmediata de la autorización para la reforma del camino.

Más allá de este episodio, consideran que es "evidente" que la finca pública de Sa Comuna de Bunyola reclama "una mayor atención en cuanto a su gestión conservacionista" y recuerdan que el Consejo de Sa Comuna, organismo consultivo y asesor con participación ciudadana, "hace bastantes años que no se convoca".