Parte de un cuerpo humano apareció flotando en el mar de Montgat el martes por la tarde, según confirmó la Guàrdia Civil. El hallazgo lo realizaron unos bañistas y avisaron a la policía al pensar que eran fardos de droga. Los Mossos se hacen cargo de la investigación. Se trata de la mitad inferior de un cuerpo masculino seccionado y que vestía chándal. Por otra parte, ayer se conoció la identidad de otro cuerpo aparecido en Port de la Selva la semana pasada. Se trata de un ciudadano belga de 54 años, Simon C., que residía en Cervere y que murió cuando salió a navegar en kayak.