Los alcaldes de los municipios del área de influencia del almacén centralizado de residuos radiactivos de El Cabril —Hornachuelos y Fuente Obejuna, de Córdoba, y los sevillanos Alanís de la Sierra y Las Navas de la Concepción—, han pedido una reunión con el nuevo presidente de la Empresa Nacional de Residuos Radiactivos (Enresa), Juan José Zabala, "para ver su actitud" ante la demanda de estas localidades de financiación para proyectos "ya comprometidos" por la extinta Fundación Enresa.

Así lo ha dicho, en declaraciones a Europa Press, la alcaldesa de Fuente Obejuna, Isabel Cabezas (PP), en cuyo municipio se han reunido este martes los alcaldes del entorno del Cabril y han acordado que, "dado que ya hay un nuevo presidente" en la citada empresa pública, que gestiona El Cabril en el término municipal de Hornachuelos, Cabezas le ha pedido una reunión, a la que luego acudiría con el resto de regidores, "para explicarle todo los ocurrido y para ver que puede hacer para que no perdamos los proyectos ya comprometidos".

Entiende Cabezas que la petición de reunión se hace necesaria, tras la dimisión del anterior presidente de Enresa, Francisco Gil-Ortega, pues "no sería justo que el nuevo presidente lo primero que se encuentre sobre la mesa sea una demanda. Por eso, vamos a ver su actitud", confiando la alcaldesa de Fuente Obejuna en que se les ofrezca "una solución a corto plazo por Enresa y el Ministerio de Industria".

Esta es una de las medidas que han decidido adoptar los alcaldes, antes de llevar a cabo las movilizaciones que ya han previsto, como la de concentrarse con sus respectivos vecinos en los accesos al Cabril, junto con la presentación de la citada demanda contra Enresa y el Ministerio de Industria, del que depende dicha empresa pública, por no aportar los recursos económicos precisos para proyectos ya comprometidos por la extinta Fundación Enresa en los municipios del entorno del Cabril.

Otra de las medidas que ya acordaron los alcaldes es que los ayuntamientos de Fuente Obejuna, Alanís y Las Navas de la Concepción se incorporasen a la Asociación de Municipios Afectados por Centrales Nucleares (AMAC), de la que Hornachuelos ya forma parte. Y es que la citada organización, según los regidores, cuenta con experiencia y personal cualificado para tratar el conflicto.

Los plenos de los cuatro ayuntamientos aprobaron recientemente por unanimidad, en sesiones extraordinarias, un rechazo expreso al trato dado por el Ministerio de Industria y Enresa a sus problemas, por la desaparición de la Fundación Enresa, y también manifestaron su oposición a la compactación de residuos radioactivos y a cualquier ampliación de la instalación, exigiendo igualmente más transparencia e información sobre las actividades que se realizan y los efectos que pueden tener.

Los cuatro consistorios colgaron también sendas pancartas en las que se recogían esas reclamaciones y se rechazaba al "maltrato" de Industria y Enresa, recogiendo: 'Hornachuelos, Fuente Obejuna, Alanís y Las Navas, unidos por la supervivencia de nuestros pueblos. Nos tragamos los residuos y Enresa ¡no cumple! ¡nos da la espalda!'.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.