La Guardia civil ha detenido y toma declaración en las dependencias del Instituto Armado en Puerto de Pollença al joven de 20 años de edad, que durante la tarde de este lunes permaneció atrincherado en su domicilio con una escopeta.

En un comunicado, la Benemérita detalla que poco antes de las 15.00 horas de este lunes tenían conocimiento de que un joven estaba encaramado en la terraza de su casa, armado y muy nervioso. Al parecer, instantes antes, el joven había mantenido una discusión con su madre.

Una vez comprobados los hechos se montó un dispositivo en el que se aisló la zona alrededor de la calle Amorós de la citada localidad, con la finalidad de impedir que se produjera ningún incidente, ya que el joven se encontraba muy alterado y armado con una escopeta y un cuchillo, gritando y manifestando su intención de disparar.

En ese momento, un negociador especializado de la Guardia Civil en este tipo de situaciones comenzó a mantener contacto con el joven con el fin de tranquilizarle para que depusiera su actitud.

En torno a las 20.45 horas el joven salió del domicilio, momento en el que reducido y detenido por los agentes.

En el operativo intervinieron más de 40 agentes de la Guardia Civil, Policía Local, Bomberos y personal sanitario.