La Junta de Andalucía, a través de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, ha aprobado una orden de subvenciones para facilitar que ayuntamientos y entidades locales puedan realizar las adaptaciones necesarias en sus centros de extensión de cobertura para que la nueva señal de Televisión Digital Terrestre (TDT) llegue a lugares no cubiertos por los radiodifusores. En Málaga el presupuesto asciende a 639.500 euros.

El delegado del Gobierno andaluz en Málaga, José Luis Ruiz Espejo, ha informado en rueda de prensa de que esta orden de ayudas permitirá que a partir del 31 de marzo de este año, fecha tope establecida por el Estado para el proceso de cambio del dividendo digital, unos 240.000 malagueños puedan seguir viendo correctamente los canales de RTVA, RTVE, Atresmedia o Mediaset, entre otros.

Ruiz Espejo ha señalado que la Junta de Andalucía ha decidido implantar estas ayudas tras comprobar que el Gobierno de España "no ha contemplado sufragar estos costes de adaptación de los centros públicos de extensión de cobertura de televisión digital, que, a su juicio, son fundamentales para la extensión de la cobertura de la TDT y sin los cuales, miles de hogares verían vulnerado su derecho fundamental de acceso a la información".

Con estas ayudas, que en toda Andalucía suponen 1,7 millones de euros, se apoya a los Ayuntamientos a llevar a cabo esta adaptación "de forma que las economías locales no tengan que afrontar dichos costes, provocándoles una carga económica más".

La necesidad de adaptar estos centros deriva del proceso de liberación del dividendo digital aprobado por el Plan Técnico Nacional de la TDT del Gobierno central, que consiste en la reordenación de algunos canales de televisión para liberar frecuencias radioeléctricas de la banda de 800 MHz, que serán utilizadas por los operadores de móviles para el despliegue de tecnología 4G. Esto implica que la ciudadanía tenga que adaptar las instalaciones de recepción de televisión de los edificios para continuar recibiendo la programación.

Además de los hogares, este proceso afecta también a los centros emisores y reemisores de TDT, muchos de ellos puestos en marcha por las administraciones para mejorar la deficiente recepción de la señal existente en determinadas zonas del territorio, debido a que la cobertura que exige el Estado a los radiodifusores con tecnología digital es del 98% de la población para emisiones públicas y del 96 por ciento para emisiones privadas de ámbito nacional.

A pesar de la aprobación del real decreto que puso en marcha el cambio en el dividendo digital, el Estado, según ha recordado el delegado, no contempla compensar a las entidades locales por los costes que este proceso va a suponer por tener que adaptar los centros emisiones y reemisores de TDT.

Ante esta situación, "y consciente de la sensible situación presupuestaria que atraviesan las administraciones locales, el Gobierno andaluz ha decidido asumir el coste de adecuación de estas infraestructuras" a través de una orden de subvenciones en concurrencia no competitiva.

La directora general de Telecomunicaciones y Sociedad de la Información, Susana Radío, ha indicado que "estas actuaciones resultan clave para que miles de hogares malagueños no vean vulnerado su derecho fundamental de acceso a la información".

Los cambios que introduce el dividendo digital liberan ancho de banda para el despliegue de la tecnología 4G, lo que supone que "estamos hablando de importantes beneficios para la ciudadanía y para la economía andaluza, por el incremento que supone este cambio en las velocidades de los servicios de datos móviles en los hogares, en las empresas y en las instituciones de Andalucía", ha declarado la directora general.

En Andalucía existen 298 centros de difusión de TDT titularidad de entidades locales. La mayoría fueron ya digitalizados mediante una orden de incentivos que la Junta puso en marcha para realizar la transición de la televisión analógica a la digital. No obstante, el proceso de liberalización del dividendo digital hace necesarias nuevas adaptaciones y resintonizaciones.

En el caso de la provincia de Málaga, 47 de esos centros, titularidad de 41 entidades locales, necesitarán realizar estas adaptaciones, para lo cual podrán solicitar subvenciones, una vez ejecutado el proyecto.

Así, según han informado, 29 centros tendrán que resintonizar los canales digitales canales en los equipos reemisores, y 18 tendrán que sustituir los equipos que sean incompatibles con la resintonización.

Para el primer tipo, se establece un importe máximo de la subvención que oscila entre los 1.350 euros, para centros que sólo tienen que resintonizar un múltiple TDT, hasta los 3.200 euros para los que requieran resintonizar cinco o más.

En el segundo tipo, las ayudas máximas oscilarán entre 28.000 euros, para los que tienen que sustituir el equipo de hasta cinco múltiple, y 31.000 euros para seis o más múltiples.

Como requisito se establece que el centro de difusión para el que solicita la subvención esté legalmente autorizado o haya iniciado los trámites para ello, y que las actuaciones hayan sido realizadas por empresas instaladoras de centros emisores de radiocomunicaciones inscritas como tal en el Registro del Ministerio de Industria, Energía y Turismo. En total, existen 24 empresas en Málaga con esta clasificación.

Las subvenciones podrán solicitarse a través de la web de la Consejería de Economía desde el 1 de marzo hasta el 30 de junio de este año.

Consulta aquí más noticias de Málaga.