Los familiares de la cantante se reunieron ayer para «firmar la paz» tras las desavenencias que surgieron sobre el reparto de la herencia de la tonadillera.