Protecció Civil ha levantado la orden de confinamiento decretada a raíz de la explosión en la empresa química Simar SA del polígono industrial Les Comes de Igualada (Barcelona), en la que han resultado heridas leves a tres personas. La nube tóxica ha obligado a confinar durante algunas horas a los 65.360 vecinos de la capital del Anoia, Òdena, Santa Margarida de Montbui, Vilanova del Camí y Jorba, como medida preventiva, según han informado los Bomberos de la Generalitat y Protección Civil.

Los hechos han pasado alrededor de las diez menos cuarto de la mañana de este jueves en la calle Països Baixos número 3, a la parte exterior de la empresa Simar. La explosión ha provocado una gran nube tóxica de color naranja, visible desde varios kilómetros, y ha llevado a Protección Civil a activar en fase de emergencia el Plaseqcat, el plan específico para emergencias químicas.

La explosión se ha producido a las 9.45 horas cuando se han mezclado dos productos químicos por accidenteDurante toda la mañana, Protección Civil ha pedido a los vecinos que no salieran de casa, o del edificio en el que se encontraban, cerraran bien puertas y ventanas, y detuvieran los sistemas de ventilación. La orden de confinamiento ha afectado también a dos colegios, dos institutos del campus universitario y el polideportivo Les Comes.

Además de pedir a la población que no se arriesgara a salir al aire libre para tomar fotografía de la nube tóxica, Protección Civil no recomendaba permanecer en el vehículo, pues la nube tóxica podía penetrar y no son seguros. De hecho, se han cortado las dos salidas de la carretera A-2 en dirección a Lleida y de la C-37 que permiten el acceso al polígono Les Comes y al municipio de Òdena, así como la línea Llobregat-Anoia de Ferrocarriles de la Generalitat de Cataluña (FGC) entre la Pobla de Claramunt e Igualada.

Seis personas ingresadas en el hospital

Hasta el lugar se ha desplazado once dotaciones de los Bomberos, para sofocar el incendio en la empresa y revisar el alcantarillado, mientras los Mossos d'Esquadra y la Policía Local velaban por el cumplimiento de la orden de confinamiento. El Sistema de Emergencias Médicas (SEM) también se ha desplazado a la zona para evacuar a dos de los heridos con quemaduras leves al Hospital de Igualada, adonde se ha dirigido el tercero por sus propios medios.

Los teléfonos de emergencias y de información sanitaria han recibido 416 llamadasEl SEM también ha atendido in situ a cinco personas —tres bomberos y dos ciudadanos— por irritación leve en los ojos. El teléfono CatSalut Respon ha atendido 22 llamadas por problemas respiratorios y el teléfono de emergencias 112 ha atendido 394 llamadas relacionadas con el incidente químico.

A primera hora de la tarde, permanecían ingresadas seis personas, cinco leves y una con pronóstico reservado. Se trata de los tres empleados que han ido al hospital por la mañana, un vecino de Òdena y dos trabajadores de una empresa situada a 200 metros de donde se ha producido el accidente. Está previsto que los cinco heridos leves permanezcan en observación hasta las 20 horas.

Un error durante la descarga del camión

El accidente ha tenido lugar en Simar SA, una empresa de 40 años de trayectoria en el sector de la distribución y almacenamiento de productos químicos, materias primeras y especialidades por la industria en general, que nunca había sufrido un incidente de estas características. Los bomberos trabajan con la hipótesis de que "por error" se ha iniciado la descarga de los más de 5.000 litros de ácido nítrico (responsable del color naranja de la nube) que transportaba un camión en un depósito con ácido fórmico, lo que ha generado "una reacción violenta que ha hecho colapsar el depósito y ha generado una fuga", según uno de los responsables del cuerpo.

La nube, visible a kilómetros de distancia, ha obligado a confinar a toda la población durante varias horasA lo largo de la mañana, la jefa de guardia de Protección Civil, Montse Font, ha pedido respetar el confinamiento hasta que la nube se disuelva, algo que la inversión térmica y el poco viento han dificultado. A mediodía, Protección Civil ha podido rebajar la orden de confinamiento y aplicarlo a grupos vulnerables, como son niños, embarazadas, gente mayor y personas con enfermedades pulmonares a quienes los gases podrían afectar más.

Protección Civil ha tomado esa decisión una vez se ha comprobado que la nube de ácido nítrico no es tóxica, sino de "vapor irritante" que afecta las mucosas, como ha explicado a los medios el consejero de Interior, Ramon Espadaler. Con la rebaja de la alerta, también se ha reabierto la circulación viaria y ferroviaria en la zona y "poco a poco" la situación se va normalizando. Dos horas después, a las 14.00, se ha levantado totalmente la orden de confinamiento, aunque 600 niños de menos de 3 años de 23 guarderías siguen encerrados de forma preventiva.

La principal hipótesis es que por error se vertió ácido nítrico en un depósito con sulfuro de hierroSin embargo, Protección Civil sigue pendiente de cómo la climatología ayuda a disipar la nube naranja: lo más probable es que siga sin soplar el viento en la zona, por lo que la nube se irá disipando "lentamente" al precipitarse hacia el suelo, ante lo que no se aventuran cuándo se podrá levantar la alerta.

El alcalde de Igualada, Marc Castells, ha admitido que la situación provoca inquietud pero ha pedido tranquilidad porque se ha respondido de forma correcta y afectiva. Los bomberos deben seguir trabajando para eliminar las sustancias que han quedado en la empresa y la consejería de Empresa y Ocupación deberá abrir una investigación para aclarar las causas de lo ocurrido. El consistorio también abrirá una investigación de oficio para evitar que se repita.

Por su parte, el director del Laboratorio del Centro de Medio Ambiente de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC), Xavier Roca, ha explicado a Efe que el óxido nítrico es un compuesto tóxico, por lo que ha pedido que se tomen muestras del aire de la zona y se analicen para comprobar que no se han generado otros compuestos perjudiciales para la salud.

300 escolares en el bosque al producirse la explosión

Unos 300 escolares del CEIP Dolors Martí i Badia, de Igualada (Barcelona), se encontraban esta mañana de jueves en un bosque cercano para celebrar el Jueves Lardero (Dijous Gras), previo al carnaval, en el momento de producirse la explosión que ha originado una nube tóxica en una empresa química de la ciudad.

Por suerte, muchos de los niños llevaban bufandas y bragas de cuello, con las que se han podido tapar la boca y evitar respirar los restos de ácido nítrico

Una de las madres, Míriam Solà, ha explicado que los 300 niños, junto con profesores y padres y madres se dirigían a primera hora hacia el bosque cercano al colegio cuando los propios escolares han visto la nube, "inmensa" y de color naranja que ha producido la explosión, y que iba cubriendo el cielo de Igualada.

En ese momento, profesores y padres han llamado a los teléfonos de emergencias, cuyos responsables les han ordenado que volvieran rápidamente hacia la escuela y se confinara a los niños en el recinto escolar. Los niños, docentes y padres han vuelto entonces precipitadamente al colegio, con la incertidumbre de no saber si la nube podía causar problemas de salud.

Míriam Solà ha asegurado que la nube tóxica ha producido un mal olor difícil de diluirse en el ambiente y que le ha irritado la garganta, aunque "levemente, no para ir al médico". Por suerte, muchos de los niños llevaban bufandas y bragas de cuello, con las que se han podido tapar la boca y evitar respirar los restos de ácido nítrico que parece que compone la nube tóxica.

Solà, que tiene un hijo que acude a la escuela Dolors Martí, y otro pequeño que va a la guardería que se encuentra cercana al anterior, ha informado de que el Ayuntamiento de Igualada ha comunicado a los centros escolares que todos los niños deben permanecer por el momento confinados en los recintos respectivos. El consistorio proporcionará bocadillos, agua y fruta a los escolares que habitualmente comen en casa y que, por lo tanto, no tenían garantizada la comida del mediodía.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.