El dispositivo de invierno puesto en marcha por la Diputación de Lugo empleó un total de 1.500 toneladas de sal en los últimos cinco días para garantizar la circulación en las carreteras provinciales afectadas por las precipitaciones caídas en forma de nieve en los últimos días y el hielo.

En concreto, el organismo provincial desplegó 102 operarios y 52 máquinas para atender las posibles incidencias en toda la red viaria de Lugo, la más extensa de España, con 4.200 kilómetros. En alguna jornada este operativo tuvo que incrementarse hasta los 112 operarios y 62 máquinas.

"Nuestro dispositivo trabajó en todas las carreteras de la provincia, excepto en las de los municipios con mar, ya que no fue necesario, actuando incluso en alguna que no es de nuestra competencia como, por ejemplo, en Mondoñedo", ha explicado el diputado Manuel Martínez.

En este sentido, ha detallado que "no hubo ningún pueblo incomunicado más de 6 horas" y ha destacado que los teléfonos de Vías e Obras "estuvieron, están y estarán" operativos 24 horas para atender las posibles solicitudes de ayudas.

"En los últimos diez años no se recuerda ninguna nevada como esta", ha destacado Martínez, al tiempo que ha recordado que en algunos tramos de la red viaria en municipios de A Mariña, como A Fonsagrada, Pedrafita do Cebreiro o Folgoso do Courel "la nieve acumulada superó los tres metros".

SITUACIÓN

En estos momentos, el operativo continua trabajando en las carreteras de la provincia, permaneciendo cerradas la LU-P-3601 en A Fonsagrada, la 3502 y 3508 en Navia de Suarna, la 44501 en O Courel y la 1405 en Cervantes.

En la LU-P-1401 se aconseja el uso de cadenas. El ente provincial ha recomendado, asimismo, circular con precaución, sobre todo en las zonas centro y sur de la provincia, puesto que hay grandes placas de hielo y ventisca, que dificultan la circulación.

Consulta aquí más noticias de Lugo.