La Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Murcia, que dirige Adela Martínez-Cachá, y la Policía Local han cerrado el jardín de Floridablanca para evitar que se produzcan problemas por el temporal. Además, se han vallado los grandes árboles del Cuartel de Artillería para evitar la caída de ramas y garantizar la seguridad de los ciudadanos.

Policía Local y Bomberos llevan trabajando desde la tarde de este viernes para controlar posibles problemas a consecuencia del temporal de viento y lluvia. Hasta el momento se han producido caídas de ramas y carteles de publicidad, sin que haya que lamentar incidentes, según informaron fuentes del Consistorio en un comunicado.

Entre las actuaciones más significativas se encuentra la caída de un cartel publicitario en las inmediaciones del puente del Hospital Reina Sofía, caídas de ramas en distintos puntos del municipio, caída de la bandera de España que ondea en el Ayuntamiento, valla publicitaria inclinada en Llano de Brujas, que se ha asegurado; caída de una pérgola de madera encima de un vehículo en El Ranero y caída de una rama de una palmera en una vivienda que no está habitada en Aljucer.

Bomberos y Policía Local han tenido que recolocar contenedores y vallas de señalización de obras en su sitio ya que el viento los había movido.

Los efectivos municipales continúan trabajando para garantizar la seguridad de los ciudadanos.

Consulta aquí más noticias de Murcia.