El sorteo de la ONCE de anoche, que recayó en el número 46.430, dejó en Córdoba 350.000 euros, que se repartieron entre diez cupones con el máximo premio, lo que supone que esta semana ha caído dos veces este premio en la capital cordobesa.

Según informó hoy la ONCE, se repartirán 35.000 euros para cada uno de los diez acertantes de máxima categoría, con lo que todos los premios suman 350.000 euros.

El vendedor que repartió ayer los 10 cupones premiados, Manuel Leiva Ponce, de 49 años, tiene una discapacidad del 33 por ciento y es vendedor de la ONCE desde febrero de 1988.

A lo largo de su trayectoria profesional, es la primera vez que da el premio a las cinco cifras y su punto de venta es la cafetería del Hospital Universitario Reina Sofía.