Cuadros que pulverizan los precios
'White Center', de Rothko; 'Green Car Crash', de Warhol; 'Study from Pope Innocent X', de Bacon; 'Lemon Marilyn', de Warhol; y sin título de Rothko.

El arte contemporáneo ha batido la marca de 50 millones de euros por segunda noche consecutiva. Sucedió la madrugada del jueves, en una subasta en Christie’s, que se cerró con la venta, por 52 millones de euros, de una pieza de Warhol. A pesar de estas cifras, el cuadro más caro del mundo sigue siendo un retrato pintado en 1907 por Gustav Klimt, adjudicado en 2006 por cien millones de euros.

La gran estrella de la noche fue Green Car Crash (Green Burning Car IAccidente de coche verde–). Pero no fue el único de Warhol de la velada: también se adjudicó su Lemon Marilyn, por 20 millones de euros. Entre ambas superaron los 73 millones de euros, y lo máximo que se había pagado hasta entonces por una obra de Warhol fueron los 12 millones de su Mao en 2006.

Un día antes, en Sotherby’s se batía otro récord con la puja por una obra de Mark Rothko. Su White Center (Yellow, Pink and Lavender on Rose) se adjudicó por 54 millones de euros. Su récord estaba en 16 millones, pagados por su Hommage a Matisse.

En 48 horas, Cristie’s y Sotherby’s recaudaron 284 y 187 millones de euros, respectivamente. Y el presidente de Christie’s, Christopher Burge, explicaba: "El mercado no estaba hambriento, estaba voraz".

Obras para pocos bolsillos

Mark Rothko.

White Center (Yellow, Pink and Lavender on Rose) se adjudicó por 54 millones de euros, superando en 25 millones las previsiones. El récord de una obra de Rothko eran 16 millones, por su Hommage a Matisse en 2005.

Andy Warhol.

Green Car Crash (Green Burning Car I), de la serie Muerte y desastres, se vendió por 52 millones de euros, cuando esperaban 25 millones, que ya hubiera supuesto el máximo por una obra de Warhol.

Francis Bacon.

Study from Pope Innocent X (1962), inspirado en el cuadro de Velazquez, alcanzó un precio de venta de 39 millones de euros, que también supone una nueva marca para una obra del pintor británico.

Andy Warhol.

Lemon Marilyn (1962) también pulverizó récords, ya que esperaban obtener 13 millones de euros y fue adjudicado por 20. El máximo obtenido por una obra de Warhol han sido los 12 millones de Mao.

Mark Rothko.

19 y 16 millones de euros se pagaron también por otras dos obras sin título de Rothko, una de 1954 y otra de 1961, ambas pertenecientes a colecciones privadas. Fue la gran noche del pintor ruso nacionalizado estadounidense.