El Partido Popular de Galicia lanzó ayer una novedosa propuesta: rehabilitar una aldea en cada una de las cuatro provincias gallegas para que profesores nativos den clase de inglés durante todo el año a niños del rural, bien los fines de semana o en periodos de vacaciones. Esta iniciativa se enmarca dentro del programa electoral para las diputaciones provinciales, organismo en proceso de revisión. «Nuevas realidades necesitan nuevas ideas», así justificó el presidente de los populares gallegos, Alberto Núñez Feijóo, la revolucionaria propuesta de transformar aldeas en campamentos de inglés.