El 60% de los trabajadores extranjeros contratados en Galicia proviene de Sudamérica. Así lo afirma un informe elaborado por Radstad, que pone de manifiesto la mayor ocupación de los colombianos, argentinos y venezolanos frente a los de origen africano, que son sólo el 8% del total. Por destinos, las provincias de Pontevedra y A Coruña fueron las que generaron más puestos de trabajo para los foráneos, aunque en ninguno de los dos casos llegan a representar el 5% de los asalariados. La mayoría son hombres de entre 30 y 39 años y con estudios primarios.