Los Chunguitos
Los Chunguitos, en 'Gran Hermano VIP'. TELECINCO

La Asociación vasca para un Trato Ético con los Animales (ATEA) ha registrado este viernes en el Juzgado de Guardia de Vitoria una denuncia contra Los Chunguitos después de que éstos se jactaran presuntamente en televisión de que una de las cosas más graciosas que habían hecho en su vida era "abandonar en una gasolinera a un perro que ladraba mucho".

El Código Penal castiga a "quienes abandonen a un animal doméstico en condiciones en las que pueda peligrar su vida o su integridad" Estas afirmaciones, por las que la asociación animalista vasca ha decido denunciarles, tuvieron lugar durante la emisión del programa Gran Hermano VIP 24 horas y aunque no existe constancia gráfica de las mismas, tuvieron una gran repercusión mediática.

ATEA ha recordado en un comunicado que el Código Penal castiga a "quienes abandonen a un animal doméstico en condiciones en las que pueda peligrar su vida o su integridad" y ha considerado "evidente" que un animal "dejado a su suerte en una gasolinera (lugar de máximo tráfico de vehículos) queda en un estado de máxima vulnerabilidad y peligro, tanto para su integridad física como para su propia vida".

El grupo ha señalado además que el hecho de que Los Chunguitos sean personajes públicos constituye "un agravante moral" porque "deberían ser referentes éticos en su comportamiento".

"Lejos de ser así se jactan de ello, en un ejercicio que oscila entre lo obsceno y lo criminal", ha lamentado ATEA, quien ha reprochado a los hermanos Salazar que el relato del abandono del perro "se suma a una vergonzosa lista, entre las que destacan la homofobia palurda y el racismo cuartelero".

Alegan que se trata de otro malentendido

José y Juan Salazar, que integran el dúo artístico Los Chunguitos, fueron expulsados del Gran Hermano VIP, que emite Telecinco, por haber expresado comentarios de rechazo hacia los homosexuales, concretamente por decir que preferían a un hijo deforme antes que un gay o una lesbiana.

Tal y como ocurrió en esa ocasión, en la que los artistas afirmaron que dichos comentarios habían sido malinterpretados, 20minutos ha recibido una llamada del representante de la familia asegurando que el comentario del abandono del perro no fue tal y que dicha polémica ha sido fruto de un malentendido.

Según ha explicado el representante, Juan Salazar se refirió en el programa a un episodio sucedido "hace más de 30 años, cuando él tenía unos 12", y asegura que no fue él quien abandonó el perro, si no un vecino al que acompañaba y que ese hecho le dejó "traumatizado", asegura.

En ese sentido ha recalcado que los hermanos Salazar "aman a los animales" y que han intervenido en alguna sección televisiva a favor de éstos.

Pese a sus declaraciones, por el momento la asociación ATEA no plantea retirar la denuncia, ha constatado 20minutos.