Anna Todd
Anna Todd, autora de 'After' JORGE PARÍS

Si no se ve, cuesta creerlo, pero es así: Anna Todd no parece en absoluto sorprendida por haber revolucionado el mundo editorial on line y ahora en papel con su obra After. Tendrá además adaptación al cine: los derechos ya han sido comprados, se publica en 16 países latinoamericanos al tiempo que en España y está traducida al francés, al alemán, al turco y al italiano.

"Mi vida ha cambiado mucho para bien: he salido del cascarón, me expreso con más libertad y soy una mujer más segura", dice a 20minutos con cierta parquedad que más tiene que ver con lo sobrio y con un tener la piel dura que con vanidad, soberbia o la mala digestión que suele conllevar un salto tan rápido.

Casada desde los 18 años con un soldado, la norteamericana nacida en Ohio y afincada actualmente en Austin, confiesa que tenía demasiado tiempo libre, y que aunque leía mucho y vendía maquillaje a domicilio, le sobraban horas. Y así comenzó todo: durante el verano del año pasado se lanzó a publicar el inicio de lo que hoy es After, una larga novela, que en papel ha llegado a los cuatro volúmenes, y con la que se ha convertido en una verdadera revolución en Internet: "Más de mil millones de lecturas acumula Anna en Wattpad, y no lo decimos nosotros, es la plataforma la que lo prueba: tiene un contador". Se refieren desde Planeta al número de veces que se ha entrado en alguno de los capítulos de After, y el total suma la brutal cifra citada: más de mil millones.

Durante días no tuve ni un lector, y luego tuve 5, 10, 100, y luego miles... 

"Empecé por One Direction: soy una de sus mayores fans"

Empecé a escribir basándome en One Direction porque soy una de sus mayores fans. No tenía claro que alguien me fuera a leer. Escribía para mí, así que no temía que se metieran conmigo". Y la leyeron, vaya que si lo hicieron... "Durante días no tuve ni un lector, y luego tuve 5, 10, 100, y luego miles..., era increíble. Pero de verdad que no era lo que me atraía más, era el contacto con quienes me leían y comentaban lo que más me gustaba. Y lo que más me gusta".

En unos meses se encontró con un éxito arrollador, una cuenta en Twitter con 260.000 seguidores, su obra editándose en papel (en España el 29 de octubre salió la primera; el 25 de noviembre, la segunda; el 22 de enero saldrá la tercera; y en marzo, la última de la serie After): "Pero no me impone esto, lo ha hecho más divertido y también me ha ayudado a endurecerme, porque ha habido veces que los comentarios eran muy negativos. Y de ellos he aprendido, hasta he llegado a valorarlos más".

Anna Todd, autodidacta y sin carrera universitaria, "yo he sido soy más de leer mucho", dice que no le preocupa más el estilo o la estructura o el uso del lenguaje más ahora que tiene tantos lectores. "Lo que me preocupa es el mensaje que transmito, porque es mucha gente la que me lee. Y mi mensaje es sobre todo con la protagonista, que es una mujer imperfecta, y con quien la gente se identifica. Muchas mujeres me han comentado que agradecen ese tipo de personaje que no es perfecto y que está feliz con su cuerpo"

Para la autora es a las jóvenes a las que más 'atacan' con ese mensaje de mujer 10: "Por ello quiero dar otro mensaje. El que se nos impone es imposible: nadie puede ser ni tan guapa ni tan esbelta ni tener las cosas que ellas tienen". Tessa, el personaje estrella de Todd es una joven universitaria que se encuentra con Harry Styles, de One Direction, y todo cambiará en su vida.

Amor y desamor sustentan esta historia de fanfiction, la última moda en literatura juvenil, y que tiene mucho de la autobiografía de la propia autora.

Sin pensárselo mucho, así lo dice, se casó con el que hoy sigue siendo su marido: "Tenía 18 años y él, 19, nos casamos y luego llamé a mi familia y se lo conté, no tuve boda. Él estaba en la Academia preparándose para el Ejército y yo no di muchas vueltas al asunto. No es tan raro del lugar de donde yo vengo: las mujeres aspiran a casarse, es su meta". Se refiere al mundo del ejército, obviamente, y obviamente también, a la vista está, la protagonista de esta historia (la real, la de Anna Todd), cambió de aspiraciones.

En el lugar del que vengo las mujeres aspiran a casarse, es su metaEn un mundo tan machista como el del Ejército, ¿cómo se toman que la mujer de un soldado tenga este éxito profesional? "Mi marido, personalmente, muy bien, Está feliz, sabe que llevaba años buscando mi camino y que ahora lo he encontrado. El resto, a nivel colectivo, no lo entienden. Siempre dicen: tu mujer nunca está en casa  y gana más dinero que tú".

¿Y las mujeres? "Para ellas también es raro, porque no trabajan, tienen muchos hijos y problemas económicos. Quizá esto les abra el camino. Pero, de todos modos, es un poco la tendencia en Estados Unidos, porque es ahora cuando la mujer está empezando a despuntar".

Lo que no tiene ni es rutinas ni planificaciones a la hora de escribir: "Lo hago cuando necesito hacerlo, que es como empecé y eso no lo quiero perder. Nunca escribiré sólo para ganar dinero".

¿Y sin ese contacto constante con sus lectores en Internet y esa inmediatez de ir publicando lo que va escribiendo, sería capaz de construir una novela, con sus revisiones y la soledad que conlleva? "No, no podría escribir una novela entera como un escritor convencional y luego publicarla: me parece terrible. Necesito los comentarios y enganchar a la gente con la historia".

A quienes no ha enganchado, y le hubiera gustado dada su adoración por ellos, es a One Direction: "No han dicho nada. Así que no les habrá molestado, porque si no, ya habrían dicho algo. Pero tampoco me han invitado a su casa a tomar café".

Tiene claro y no lo oculta que la clave del éxito ha residido en buena parte en usar a One Direction en el libro, y también tiene muy claro que One Direction no estarán en sus siguientes libros. Porque los habrá: "Quiero seguir escribiendo siempre, pero ya mi propia ficción, nada de One Direction, aunque seguiré leyendo todo lo que salga sobre ellos".