El hombre de 68 años que este lunes ha acabado con la vida de su expareja, de 70 años, y de su excuñada, de 64, en un domicilio de la pedanía de El Altet, en la localidad alicantina de Elche, había sido denunciado por violencia de género por su exmujer, por maltrato psicológico continuado en agosto de 2013, aunque fue absuelto en noviembre de ese año, según han informado fuentes policiales.

Desde que se presentó la denuncia hasta que se cerró el procedimiento, desde el Equipo de Violencia de Género y Menores de la Policía Local de Elche hicieron un seguimiento del caso, según han explicado fuentes del Ayuntamiento ilicitano.

Aunque los tres estaban empadronados en Santa Pola (Alicante), los hechos han sucedido en una vivienda de la pedanía ilicitana de El Altet, en la urbanización los Limoneros, donde el hombre supuestamente ha terminado con la vida de su expareja y su excuñada al parecer con un objeto contundente y después se ha quitado la vida ahorcándose.

Ha sido un hijo de la excuñada quien ha encontrado este lunes los cuerpos. El Ayuntamiento de Elche ha convocado para este martes a las 12.00 horas un minuto de silencio en la Plaça de Baix en momeria de las víctimas y para mostrar la repulsa al doble crimen.

La alcaldesa de Elche, Mercedes Alonso, ha expresado, a través de su cuenta de Twitter, su más "sincera repulsa" por el crimen de violencia de género que ha ocurrido este lunes en la ciudad ilicitana y ha mostrado sus condolencias a familiares y amigos de las víctimas.

Consulta aquí más noticias de Alicante.