La plataforma 'Asturies en Pie' ha reunido a decenas de personas en la calle aledaña a los juzgados de Oviedo reclamando la absolución de los cinco acusados de pegar y amenazar a un responsable de la empresa minera tras un accidente laboral producido en Cerredo. El Ministerio Fiscal solicita que se imponga a cada uno de los acusados penas que suman un total de tres años y seis meses de prisión.

La concentración convocada este lunes a las puertas del juzgado pedía la absolución de los acusados. Uno de los portavoces de 'Asturias en pie', José González María, ha explicado a los medios de comunicación que lo único que hicieron fue intentar dar el "socorro adecuado" a los heridos y ponerles en manos de los médicos. Ha afirmado que lo que ocurría era que los responsables de la empresa pretendían llevarles a otro lugar. "En vez de llamar a una ambulancia, querían llevarlos en su coche de cualquier manera", ha manifestado.

Los hechos se produjeron en el mes de julio de 2012, tras un accidente ocurrido en la explotación minera de Cerredo. La Fiscalía señala que cuando el ingeniero técnico de la explotación se dirigía en un coche junto a los mineros rescatados del accidente, desde la mina al lugar donde se encontraban los vestuarios fueron seguidos por una multitud de personas, entre los que estaban los acusados. A partir de ahí comenzaron unos incidentes que terminaron con el ingeniero herido y situación de tensión con la Guardia Civil. Uno de los acusados era concejal del Ayuntamiento de Degaña en el momento de los hechos.

Antes de celebrarse el juicio los abogados se reunieron con el fiscal y con la acusación particular del caso. Según ha señalado el letrado de dos defendidos, Marcelino Baró, su intención era conseguir la absolución o que, en el peor de los casos, se quedase en una falta de lesiones. Baró ha explicado que el fiscal se mostró receptivo, pero que la acusación particular no, por lo que no hubo acuerdo y el juicio comenzó.

Consulta aquí más noticias de Asturias.