La intensa niebla del domingo obligó a Aeroports de la Generalitat a desviar del Aeropuerto de Alguaire a Reus (Tarragona) los cinco aviones del turoperador británico Thomas Cook procedentes del Reino Unido, y al El Prat de Barcelona otro avión de Air Nostrum procedente de Palma de Mallorca, han confirmado a Europa Press fuentes de la Conselleria de Territorio y Sostenibilidad.

Los doce vuelos desviados, ida y vuelta de cada avión, se suman al desviado el sábado a Barcelona de la compañía israelí Arkia, según han publicado este lunes los diarios 'Segre' y 'La Mañana'.

El Aeropuerto Lleida Alguaire está equipado con un sistema de aterrizaje para facilitar operaciones con escasa visibilidad de categoría 1, que la Conselleria no tiene previsto cambiar a una categoría superior como la que tiene El Prat.

Consulta aquí más noticias de Lleida.