Ana Botella defiende que los niveles de contaminación son mejores que hace cuatro años

  • La alcaldesa ha pedido a la UE que dictamine más exigencias sobre contaminación para los fabricantes de automóviles.
  • Asegura que el Área de Prioridad Residencial de la zona de Ópera (Centro) se pondrá en marcha "próximamente".
Ana Botella durante una Junta de Gobierno.
Ana Botella durante una Junta de Gobierno.
AYTO. DE MADRID

La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, ha defendido este miércoles que los niveles de contaminación en la ciudad son "sustancialmente mejores hoy que hace cuatro, cinco o seis años" para, a renglón seguido, dirigirse a la UE con el fin de que reclamen más exigencias a los fabricantes de coches cuando las de las ciudades son "muy altas".

"Todos los contaminantes han bajado aunque es verdad que tenemos algunos picos de dióxido de nitrógeno (NO2) pero la contaminación en Madrid es sustancialmente mejor hoy que hace cuatro, cinco o seis años", ha señalado desde el Palacio de Cibeles. Todo ello después de que Ecologistas en Acción alertara este lunes de un 'nitrogenazo' al haberse "superado ya" el valor límite horario de NO2 "para todo el año".

La entidad considera que en las últimas semanas se produce en la capital lo que se conoce como un 'nitrogenazo', es decir, altas concentraciones de NO2, un contaminante que proviene sobre todo de los tubos de escape de los vehículos diesel que circulan por Madrid y su área metropolitana.

Botella ha echado mano del Plan de Calidad del Aire puesto en marcha cuando ella estaba al frente del área de Medio Ambiente y que hasta el momento "ha tenido muy buenos resultados". "Si no se hubieran hecho esas medias para disminuir el tráfico en el centro, para templar el tráfico, para fomentar el transporte público, para el estacionamiento regulado, la situación sería peor", ha añadido. Otra de las medidas incluidas son las Áreas de Prioridad Residencial (APR). La siguiente, la de Ópera, se va a poner en marcha "próximamente".

Por otro lado, la alcaldesa ha señalado que las exigencias de la UE son "muy altas con las ciudades pero no sin embargo con los coches", cuando diesel son los que producen NO2. En su opinión, la UE debe exigir a los fabricantes condiciones más duras para que los coches "no contaminen los centros de las ciudades".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento