Un total de 7.374 empleados públicos gallegos se benefician de la flexibilidad en su horario de trabajo después de la entrada en vigor este año de la orden que por primera vez establece en la Administración gallega un sistema horario que favorece la conciliación de la vida familiar y laboral e introduce cuestiones como la compensación horaria o el teletrabajo.

El pasado mes de enero se puso en marcha en la Administración gallega la posibilidad de que los trabajadores de la Xunta flexibilizasen su jornada laboral y se acogiesen a la modalidad de teletrabajo, siempre que ocupasen determinados puestos y las necesidades del servicio lo permitiesen.

Estas iniciativas supusieron la regulación por primera vez en la Comunidad del teletrabajo y de la compensación horaria de los trabajadores públicos. En el ámbito del teletrabajo, la Xunta ha destacado que cerca de medio millar de empleados públicos ya hacen uso del mismo, realizando sus tareas fuera de las dependencias de la Administración autonómica a través de las nuevas tecnologías.

En caso de existir varias solicitudes de teletrabajo en la misma unidad, por cuestiones organizativas, la Xunta valora preferentemente las solicitudes de aquellos empleados que acrediten tener hijos menores de 12 años o personas dependientes que atender.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.