El presidente de la Diputación de Sevilla y del PSOE sevillano, Fernando Rodríguez Villalobos, ha lamentado que el grado de "escenificación" con el que fue desplegada la operación Enredadera, que investiga una red de sobornos a funcionarios y responsables públicos a cambio de contratos en favor de la empresa Fitonovo, haya perjudicado a la "imagen" pública de la institución que preside.

En una entrevista con Europa Press, Fernando Rodríguez Villalobos ha rememorado la mañana de mediados del mes de noviembre en la que agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil irrumpieron en la sede institucional de la Diputación de Sevilla, para practicar diligencias incluidas en la investigación que comanda la juez Mercedes Alaya en cuanto a las dádivas y sobornos que habrían precedido a los contratos públicos obtenidos por la empresa Fitonovo.

Se trataba de una de las primeras actuaciones de la operación 'Enredadera', derivada de la operación Madeja, que investigaba ya los contratos públicos adjudicados a la empresa Fitonovo. Esta nueva fase de la investigación, recordémoslo, se saldó con la detención de 32 personas en 13 provincias de España, motivando después sonadas imputaciones como las del ex primer teniente de alcalde de Sevilla Antonio Rodrigo Torrijos (IU-CA), el exconcejal del PSOE Manuel Gómez Lobo o el portavoz municipal de IU-CA, José Manuel García, quien dimitió a cuenta de su imputación.

En la causa figuran también como imputados el antiguo asesor de IU-CA Antonio Miguel Ruiz Carmona; el exconcejal del PP Joaquín Peña; el exasesor socialista Domingo Enrique Castaño; el exjefe del servicio de Parques y Jardines del Ayuntamiento Francisco Amores; o el jefe de mantenimiento del Parque María Luisa Francisco Luis Huertas, además de trabajadores y directivos de Fitonovo.

El arresto de carlos podio

Por lo que a la Diputación se refiere, aquella mañana de noviembre los agentes de la UCO arrestaron a Carlos Podio, jefe del servicio provincial de Carreteras y cesado a cuenta de su arresto, siendo después imputados Elías Oliver, antiguo jefe del servicio provincial de Infraestructuras, ya jubilado, y Francisco Javier Heredero López, otro funcionario jefe de sección del servicio de Infraestructuras Municipales de la Diputación.

El presidente de la Diputación, en ese sentido, ha manifestado su "confianza en la Justicia", pero por lo que a las actuaciones en la Diputación de Sevilla se refiere, considera que hubo "mucho de escenificación", toda vez que la llegada de los agentes de la UCO a la institución y el arresto de Carlos Podio atrajo una gran expectación mediática y propició las primeras imágenes audiovisuales de las actuaciones de esta operación policial.

"Se podría haber hecho lo mismo, con igual eficacia, pero llamando menos la atención", ha opinado el presidente, según el cual el auto judicial esgrimido por los agentes de la UCO para sus actuaciones en la Diputación ordenaba "que se investigase el despacho y puesto de trabajo de un funcionario", toda vez que el despliegue de la UCO y su labor a lo largo de toda la jornada en la sede institucional de la Diputación ha tenido, a su juicio, efectos sobre "la imagen" pública de la Diputación de Sevilla. "La imagen de esta casa no tenía por qué haberse visto afectada de esa manera, porque lo que se investigó fue el puesto de trabajo de un funcionario", ha lamentado Rodríguez Villalobos.

El "daño" del psoe

En esta materia, la lacra de la corrupción, Rodríguez Villalobos ha considerado que los casos de corrupción "hacen más daño al PSOE que a otros partidos, porque los valores del socialismo, su esternón, son la decencia y la honestidad, por eso la corrupción nos hace más daño que a quienes sus valores son otros". En ese sentido, admite que los casos de corrupción se traducen en "repercusiones electorales" y "ya se ha sufrido un desgaste por los partidos en general y en particular por el PSOE".

No obstante, el presidente de la Diputación de Sevilla ha defendido que poco a poco, "se está demostrando que aunque haya implicados en determinados casos de corrupción, la inmensa mayoría de quienes se dedican al servicio público, con los funcionarios incluidos, son personas honestas y normales".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.