La isla de Menorca y el norte, nordeste y Serra de Tramuntana, en Mallorca, permanecen este lunes en alerta naranja (riesgo importante) por fenómenos costeros, con previsión de viento del norte fuerza 7 a 8 y mar compuesta de 4 a 5 metros, según la Agencia Estatal de Meteorología.

Además, está activada la alerta amarilla por viento, con previsión de rachas que podrían alcanzar los 80 kilómetros por hora en punto de Mallorca y Menorca.

En el conjunto del país, un total de 34 provincias están este martes en alerta amarilla por frío, con temperaturas que alcanzarán mínimas de -7ºC. Concretamente, la alerta por temperaturas mínimas se sitúa en las provincias de A Coruña, Lugo, Pontevedra, Orense, León, Palencia, Burgos, Soria, Segovia, Ávila, Salamanca, Zamora, Valladolid, La Rioja, Guipuzkoa, Navarra, Zaragoza, Huesca, Teruel, Alicante, Valencia, Murcia, Almería, Granada, Jaén, Córdoba, Cuenca, Toledo, Guadalajara y Madrid.

Además, se registrarán rachas de viento muy fuertes en los Pirineos, el Ampurdán y el este de Baleares, donde la cota de nieve se situará en torno a unos 500 metros. Entre los fenómenos destacados la AEMET también señala que las heladas se ubicarán en el interior peninsular y serán localmente fuertes en Pirineos.

Así, los chubascos serán ocasionales en el este de Baleares y si se producen por encima de 500 metros nevará, aunque esta situación tenderá a remitir por la tarde. En Canarias, los cielos presentarán intervalos nubosos, que serán más abundantes en las islas occidentales, con lluvias débiles en general en la segunda mitad del día.

El resto de la Península presentará cielos poco nubosos o despejados, aunque con algunos intervalos nubosos en el cantábrico oriental, en el resto de Baleares, en el área del Estrecho y en Melilla, donde hay baja probabilidad de que se registre alguna lluvia débil durante las primeras horas de día.

Mientras, las temperaturas diurnas subirán en el país, y el ascenso será más acusado en áreas montañosas y, puede llegar a ser notable en los Pirineos. Asimismo, no habrá cambios en las Islas Baleares y, en Canarias se esperan temperaturas estables aunque pueden llegar a descender ligeramente. Sin embargo, los termómetros bajarán por la noche sobre todo en el suroeste peninsular.

Finalmente, el viento soplará de componente este en Galicia, en el cantábrico y en el litoral andaluz, con intervalos de levante fuerte en el Estrecho. En el resto del país soplará de componente norte, y la AEMET recuerda que pueden registrarse intervalos de viento fuerte en el extremo noreste peninsular y en Baleares, y rachas incluso muy fuertes en Pirineos, Ampurdán y este de Baleares.