El rector de la Universidad de Salamanca (USAL), Daniel Hernández Ruipérez, ha mostrado su confianza en el hecho de que la aceptación de las exenciones fiscales para las empresas que quieran colaborar en los actos del VIII centenario de la Institución constituyan un "punto de inflexión".

La USAL reclamaba desde hace tiempo que la celebración de su VIII Centenario contase con exenciones fiscales para aquellas empresas que quisieran colaborar en distintos ámbitos de esta efeméride y, después de reuniones y peticiones, la comunidad académica vio cómo el Grupo Popular incluyó a finales de octubre una modificación a los Presupuestos Generales del Estado de 2015 en la que se incluía esta petición.

Ahora, una vez esta propuesta cuenta con el apoyo del Gobierno, el rector confía en que sirva como "cambio de tendencia importante" y "punto de inflexión" para ir consolidando proyectos e iniciando otros en torno al VIII Centenario.

Hernández Ruipérez, en una entrevista concedida a Europa Press, ha reconocido que es "básico y muy importante" este paso dado y ha agradecido "la buena disposición" del Gobierno para que haya salido adelante.

Las exenciones fiscales, que estarán vigentes de noviembre de 2015 a octubre de 2018, son "prueba de un cambio de tendencia en el apoyo del Gobierno", ha dicho, y ahora el rector espera que se retomen las reuniones de la Comisión Interinstitucional, que quedaron aparcadas en los últimos años.

Sobre este asunto, Daniel Hernández Ruipérez ha destacado que es un asunto "más sencillo de resolver" que el de las exenciones fiscales y que espera en 2015 "tener noticia" de la Comisión sobre el VIII Centenario, cuya presidencia está en manos de la Vicepresidencia del Gobierno.

Consulta aquí más noticias de Salamanca.