A comienzos de enero de este año, recordémoslo, la consolidación de los datos del padrón municipal a fecha de 1 de enero de 2013 arrojaba una población empadronada de 700.169 personas en Sevilla capital, como consecuencia de una caída del 0,3 por ciento en el número de personas empadronadas. El alcalde, Juan Ignacio Zoido (PP), manifestaba entonces su empeño por que la ciudad no bajase de la emblemática barrera de los 700.000 habitantes empadronados, extremo ya sucedido en 2008 pero superado en los años posteriores.

Finalmente, un real decreto publicado este pasado lunes por el BOE y recogido por Europa Press refleja que la revisión del padrón municipal a fecha de 1 de enero de 2014 arroja un total de 696.676 personas empadronadas en Sevilla capital.

El alcalde, después de que recientemente trascendiese ya que la ciudad se situaba de nuevo por debajo de la barrera de 700.000 habitantes empadronados, defendía que se trata de una bajada "generalizada en España, las comunidades autónomas y prácticamente todas las capitales".

No obstante, exponía que Sevilla "no pierde" su condición de ciudad más poblada de Andalucía, ni su estatus de gran ciudad ni los ingresos derivados de tal rango, si bien la corporación local hispalense sí pierde dos concejales y se ve reducida a 31 ediles.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.