El nuevo SER y el precio de los parking empeoran el estacionamiento en Madrid

  • Los coches pasan más tiempo en las zonas verde y azul, lo que impide la rotación de vehículos, según un informe municipal.
  • Las familias abandonan los garajes y aparcan en la calle para ahorrar.
  • El Race apunta que cada plaza es ocupada por un máximo de tres vehículos al día.
  • Estacionar en un aparcamiento subterráneo durante una hora puede ser hasta un 69% más caro que hacerlo en superficie.
Aparcamiento subterráneo, de Canalejas, lleno de coches.
Aparcamiento subterráneo, de Canalejas, lleno de coches.
JORGE PARÍS

Aparcar en Madrid es cada vez más difícil. Así lo reconoce el propio Ayuntamiento en su Sexto Informe del Estado de la Movilidad, que achaca el empeoramiento del estacionamiento a la ampliación del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER), al elevado precio de los parking subterráneos y, en menor medida, a la crisis económica.

El documento, publicado el pasado 15 de diciembre, concluye que la crisis provocó un descenso del 4,2% en el número de vehículos motorizados que circulaban por las calles en 2013. Esta circunstancia redujo el tráfico en el interior de la ciudad un 3,3% (-1,3% en los accesos). Las operaciones de aparcamiento bajaron otro 6% dentro de la M-30.

Sin embargo, el colapso del SER no se ha visto aliviado, ya que la ocupación media se mantiene entre el 88% y el 89% desde 2009. Es más, una vez que encuentran sitio, los coches pasan más tiempo en el mismo lugar, lo que impide la rotación y hace que otros conductores se demoren al aparcar.

"En 2014 no ha cambiado nada. Ves a los coches dando vueltas una y otra vez por el barrio. Ya, ni los que viven aquí encuentran sitio cuando vuelven a casa", aseguran controladores de los barrios de Prosperidad (Chamartín) y Justicia (Centro). Las peores zonas, certifican los agentes de movilidad, son el centro, los alrededores de las oficinas y los entornos residenciales a partir de las 18.00 horas.

De acuerdo a los datos municipales, aquellos que estacionan durante más de dos horas han pasado de ocupar un 49% a un 53% del total de las horas ofertadas por cada plaza.

Los datos extraídos por el Real Automóvil Club de España (Race) a partir de los presupuestos municipales certifican que apenas dos vehículos estacionan de media cada día en cada una de las 122.000 plazas verdes, por los tres que lo hacen en las 28.500 pintadas de verde.

La propia Mesa de la Movilidad, en la que están presentes gobierno, oposición, técnicos, sindicatos, conductores y la federación de asociaciones de vecinos (FRAVM), ha advertido al Consistorio de que la idea original del SER "se ha desvirtuado". "Esa mayor permanencia puede inviabilizar el sistema al reducir el poder de disuasión del SER, muy saturado ya en el Centro, entre las medias y largas duraciones de estacionamiento", apuntan algunos miembros del órgano en sus conclusiones.

Motivos del colapso

Más tiempo en el SER. El Ayuntamiento duplicó en julio el tiempo permitido para estacionar en las zonas verde y azul: dos horas en lugar de una en el primer caso y cuatro horas en lugar de dos en el segundo. Además, facilitó el abono del parquímetro permitiendo el pago con tarjeta de crédito y mediante el teléfono móvil.

Parking caro.Dejar el coche en un parking público durante una hora cuesta 2,346€ con las actuales tarifas. Aparcar el vehículo más contaminante (modelo antiguo impulsado con diésel) en la zona azul de un barrio con alta ocupación sale por 1,68€, un 28,3% más barato. Si el coche es de los menos contaminantes, el precio cae hasta los 0,72€ por hora, un ahorro del 69,3%. El informe de Movilidad señala que el SER supone una "competencia desleal" para los subterráneos, ya que muchos conductores prefieren aparcar en el exterior al ser más económico.

Más tarjetas verdes. La ocupación de las plazas verdes por parte de los residentes ha crecido del 77% al 80%. Además, el paro implica que los vecinos se desplacen menos por motivos de trabajo, por lo que su sitio apenas queda libre.

Ahorro familiar.El Ayuntamiento reconoce que las familias están prescindiendo de alquilar plazas de garaje para ahorrar, ya que el precio puede llegar a los 150 euros al mes en las zonas más cotizadas (la media es de 93€). En su lugar, solicitan el permiso para aparcar en la calle, trámite por el que abonan 24 euros al año.

Bicimad. El sistema de alquiler de bicicletas se ha instalado a costa de eliminar plazas azules y verdes, lo que ha implicado la pérdida de unos 300 espacios de aparcamiento.

"En los parquímetros se pierde tiempo"

Jorge (34 años) es comercial. La saturación del aparcamiento en superficie le empuja a acudir siempre a los parkings. "Son más caros, pero es lo que hay. Si tengo una reunión, no puedo llegar tarde por buscar sitio ni dejar tirados a los clientes para renovar el tique. Además, en los parquímetros se pierde tiempo".

"Madrid está imposible. Venimos en viaje de trabajo y descartamos lo de aparcar en la calle. Normalmente, reservamos plaza en un garaje por anticipado, porque dar vueltas por el centro es una pérdida de tiempo. La empresa lo entiende y prefiere abonarnos este gasto", dice Sonia (37 años).

A Miguel (48 años) le parece caro estacionar en la calle, pero también en los parkings: "Me parece un robo. A pesar de todo, sigo bajando a Madrid en mi propio coche porque en transporte público tardo media hora más debido a los recortes. El autobús y el metro deberían mejorar".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento