En Estados Unidos una madre podría ir a la cárcel por provocar una pelea entre su hija de 9 años y otra menor de edad.

Su rostro y la secuencia de la reyerta fue grababa por una cámara de seguridad en un autobús escolar de Florida.

Las imágenes muestran la discusión de la mujer con varios menores y la posterior pelea entre su hija y otra chica del mismo colegio.

La madre observa e interviene en la reyerta que ella misma acaba de provocar.

Según varios testigos, la madre justificaba las agresiones porque esa menor de edad había abofeteado a su hija días antes.