El conseller de Infraestructuras y Transporte, José Ramón García Antón, ha afirmado que el accidente ocurrido ayer en la estación de Benimàmet (Valencia), en el que una niña de 14 años falleció al ser arrollada por un tren, se trató de un siniestro "fortuito" que tuvo lugar "a consecuencia de algún despiste", ya que las barreras estaban bajadas y las luces de señalización "funcionaban", aseveró.

El consejero anunció el soterramiento de las vías del tren

García Antón se pronunció en estos términos en declaraciones a los medios tras reunirse con los presidentes de las Autoridades Portuarias de la Comunitat acerca del siniestro registrado sobre las 15.00 horas, cuando la menor fue arrollada por un tren que circulaba por la Línea 1 desde Llíria en dirección a Valencia, del que recibió un golpe y salió desplazada hasta la otra vía.

Al respecto, el titular de Infraestructuras, que aseguró lamentar "profundamente" lo sucedido, indicó que se trata de un paso a nivel que está "perfectamente señalizado" y remarcó que en el momento del accidente, las barreras "estaban bajadas" y las luces de los mecanismos de señalización "encendidas".

Además, destacó que se trata de una zona en la que "están ya adjudicadas" las obras para el soterramiento de las vías de dicho tren, trabajos que "precisamente hoy íbamos a visitar", comentó García Antón, quien tenía prevista para la tarde de hoy una visita a la zona junto con la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, que decidieron suspender tras el siniestro en señal de duelo.

La empresa de ferrocarriles se autoexculpa

Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) aseguró, por su parte, que las señales mecánicas, acústicas y luminosas del paso a nivel de Benimàmet donde esta tarde falleció una chica de 14 años "han funcionado perfectamente, y todavía se desconocen las causas por las que la joven ha invadido la plataforma ferroviaria".

La empresa "lamenta" la muerte, pero recalca que las medidas de seguridad eran las correctas
En un comunicado, la empresa pública señaló que "lamenta profundamente" la muerte de esta joven, que fue golpeada por un tren en un paso a nivel de la Línea 1 de Metrovalencia en Benimàmet, cuando "las barreras estaban bajadas, el semáforo peatonal en rojo y las señales acústicas en funcionamiento".

El tren implicado en el accidente, que circulaba en dirección a Valencia, estaba próximo a entrar en la estación de Benimàmet cuando se produjo el accidente, a las 14.50 horas.

La circulación volvió a la normalidad en esa línea a las 15.35 horas, precisaron las mismas fuentes.