Por fin hay fecha para que Aragón asuma las competencias en materia de justicia, que aún dependen de Madrid. Será el 1 de enero de 2008 por un importe total de 47,5 millones de euros (más 5 adicionales en inversiones) y el objetivo de que la transferencia resuelva las graves deficiencias de espacio e innovación que tienen en la actualidad juzgados y audiencias.

El acuerdo fue rubricado ayer por el vicepresidente de la DGA, José Ángel Biel, y el secretario de Estado de Justicia, Julio Pérez Hernández, y mejora en casi 13 millones  la cifra que se estipuló en principio para el traspaso. Además, contempla la entrega de otros 5 millones para inversiones.

El acuerdo servirá para crear tres nuevos juzgados en Zaragoza: uno de instrucción, otro de lo contencioso administrativo y otro de lo penal. Se prevé, además, la posibilidad de crear un cuarto juzgado si fuera necesario. La meta es mejorar la organización judicial para la Expo 2008.

Con el traspaso, que se reclamaba desde hace años, se acerca aún más el proyecto de crear una ciudad de la justicia que aúna en un solo espacio todas las sedes judiciales, que en la actualidad están dispersas por toda la ciudad, como ya publicó 20 minutos.

También servirá, previsiblemente, para mejorar los sistemas informáticos de las diferentes sedes y juzgados (que en otras comunidades ya se ha hecho) y para resolver problemas de espacio (como los que sufren los juzgados de violencia de género).