Las familias que tengan algún miembro con discapacidad tendrán preferencia a la hora de solicitar plaza en las guarderías infantiles públicas. Así quedará reflejado en la orden que convoca las plazas para el próximo curso, que se publicará y entrará en vigor el 16 de mayo. Este tipo de familias obtendrán dos puntos en la valoración general cuando el grado de discapacidad sea igual o superior al 65%, y en caso de empate tendrán ventaja. El año que viene habrá 993 centros de este tipo.