El Conceyu por Otra Función Pública ha criticado este lunes en una nota de prensa el nombramiento "a dedo" de seis puestos directivos del Servicio de Salud del Principado de Asturias, tres de directores y tres de subdirectores de diferentes áreas. Afirma que la adjudicación de estos cargos ha sido "apresurada" y efectuada "con total discrecionalidad y sin previa convocatoria pública", lo que los convertiría en "nulos de pleno derecho".

Según el Conceyu, mediante resoluciones de 28 de octubre (BOPA de 7 de noviembre) y de 5 de noviembre (BOPA de 14 de noviembre), el Consejero de Sanidad, actuando como presidente del Consejo de Administración del Servicio de Salud del Principado de Asturias, procedió al "apresurado nombramiento" de seis puestos directivos (dos puestos de Subdirector de Atención Sanitaria y Salud Pública del Área Sanitaria IV-Oviedo, la Dirección y Subdirección Económica y de Recursos Humanos de dicha Área y la Dirección y Subdirección Económico y de Recursos Humanos del Área Sanitaria V-Gijón), tras los correspondientes ceses".

El procedimiento utilizado, según la nota, "imposibilita la libre concurrencia que permita efectuar la selección de candidatos de acuerdo con los principios de igualdad, mérito y capacidad, constitucional y legalmente reconocidos". De este modo, afirma el Conceyu que "se vulnera flagrantemente el régimen legal de nombramiento del personal directivo regulado en la Ley 7/2014", de medidas en materia de función pública, aprobada por la Junta General del Principado el 17 de julio, en la que se dispone: "el nombramiento para el desempeño de puestos directivos deberá realizarse entre empleados públicos que ostenten la condición de funcionario de carrera o personal laboral fijo, atendiendo a principios de mérito y capacidad y a criterios de idoneidad y se llevará a cabo mediante procedimientos que garanticen la publicidad y concurrencia". Algo que, por otra parte, ya exigía el artículo 13 del Estatuto Básico del Empleado Público (Ley 7/2007, de 12 de abril), recuerda el colectivo.

En consecuencia, "los nombramientos del personal directivo sanitario que acaba de realizar el Consejero de Sanidad, son nulos de pleno derecho al haber sido realizados prescindiendo total y absolutamnente del procedimiento legalmente establecido".

Esta actuación, denuncia la nota, "llevada a cabo al margen de la ley, convierte al personal directivo sanitario en verdaderos cargos políticos, cuyo nombramiento no depende de la contrastación de méritos y capacidades, sino del dedazo político, toda vez que la única motivación existente que fundamenta el nombramiento de estos gestores es la previa propuesta del Director Gerente del SESPA, designado por el Consejero de Sanidad que, a su vez, motiva la resolución de nombramiento por parte de éste".

La asociación habla de una "descarnada politización de los nombramientos de los gestores públicos sanitarios y ante un ataque en toda regla a la profesionalización que debe regir en la selección de dichos nombramientos".

Consulta aquí más noticias de Asturias.