La Guardia Civil interviene 500 kilos de carpas, siluros y lucio percas

La Guardia Civil ha intervenido 500 kilos de carpas, siluros y lucio percas cuando eran transportadas a Castellón para su posterior exportación a Rumanía. En la operación han sido detenidas tres personas como presuntas autoras de un delito contra la fauna.
Peces y lancha intervenidos en esta operación
Peces y lancha intervenidos en esta operación
GUARDIA CIVIL

La Guardia Civil ha intervenido 500 kilos de carpas, siluros y lucio percas cuando eran transportadas a Castellón para su posterior exportación a Rumanía. En la operación han sido detenidas tres personas como presuntas autoras de un delito contra la fauna.

A las 10.00 horas de este sábado, 15 de noviembre, una patrulla del Puesto de la Guardia Civil de Caspe, que se encontraba prestando servicio de seguridad ciudadana por la carretera de Caspe a Maella, observó una furgoneta que, al percatarse de la presencia policial, aceleró la velocidad en actitud sospechosa. Este vehículo hizo caso omiso a las señales de la patrulla, siendo interceptada momentos después.

El vehículo iba ocupado por tres personas de nacionalidad rumana que comunicaron a la Guardia Civil que se dirigían a Castellón tras pescar en las proximidades de la Central Térmica de Escatrón, ha indicado la Benemérita en una nota de prensa.

En la inspección de la furgoneta, los agentes hallaron una embarcación neumática de tres metros de eslora con motor y varios sacos grandes que contenían gran cantidad de piezas de peces, además de una red de grandes dimensiones, por lo que el vehículo y sus ocupantes fueron trasladados a dependencias de la Guardia Civil de Caspe, dando inmediato aviso al equipo del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la localidad para la instrucción de las correspondientes diligencias.

Una vez en el Acuartelamiento se pudo comprobar que la furgoneta transportaba un total de 500 kilos de carpas (especie de captura y suelta en Aragón), siluros y lucio percas, además de una gran red de 3.000 metros de longitud, siendo éste un arte de pesca ilegal masiva no selectiva.

Ante estos hechos, los tres ocupantes, todos ellos hombres de nacionalidad rumana, edades comprendidas entre los 26 y 31 años, vecinos de Benicarló y Torrent e implicados en otras infracciones en materia de pesca, fueron detenidos por un presunto delito contra la fauna.

Todos ellos carecían de licencia de pesca en Aragón y tras capturar la mercancía incautada la iban a transportar a Benicarló para su posterior exportación a Rumanía. Tras la instrucción de las diligencias los detenidos serán puestos a disposición judicial en la mañana de este lunes.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento