Una portavoz del Ejército israelí confirmó el hecho. Los soldados dispararon contra tres militantes palestinos que estaban instalando artefactos explosivos cerca de la valla fronteriza, afirmó.

El brazo armado del movimiento gobernante en el Gobierno palestino rompió esta semana un alto al fuego de cinco meses al lanzar cohetes contra territorio israelí como respuesta a la muerte de nueve palestinos la semana pasada por fuerzas israelíes.

Hamás accedió después a reanudar el alto al fuego y detuvo los ataques con cohetes. Abu Ubaida, portavoz del brazo armado del grupo, dijo que los cuatro militantes se encontraban en una 'misión de la yihad cuando el enemigo sionista les disparó'.

'La ocupación no tiene interés en la calma y por nuestra parte decimos que no hay calma gratuita. El enemigo sionista será castigado por sus crímenes', agregó.

En una reunión con jefes de seguridad, el primer ministro israelí, Ehud Olmert, decidió el miércoles aumentar los 'ataques enfocados' contra los grupos de palestinos que lanzan cohetes.

El primer ministro palestino, Ismail Haniyeh, miembro de Hamás, dijo que el grupo evaluaría su estrategia en uno o dos meses si las sanciones internacionales contra el Gobierno palestino no se levantan.

Haniyeh encabeza un Gobierno de unidad con el presidente Mahmud Abas, miembro de Al Fatah.

/Por Nidal al Mughrabi/.*.