El Ayuntamiento de Málaga no se opondrá a la disolución del consorcio de la Escuela de Hostelería La Cónsula, pero exigirá a la Junta de Andalucía que antes de hacerlo informe sobre las cuentas de los años 2011, 2012, 2013 y lo que va de 2014, según establece la Intervención municipal.

Así se recoge en una moción urgente presentada en el pleno ordinario de este jueves por el equipo de gobierno del PP, que ha contado con el apoyo de PSOE e IU. En concreto, se exige a la Junta la aprobación de las cuentas y liquidación de los ejercicios 2011, 2012 y 2013 y el cierre contable del actual; operaciones todas que deben ser supervisadas e informadas por la Intervención de la Junta de Andalucía.

De igual modo, se ha de producir la liquidación de activos y pasivos del consorcio y determinar cuáles se integrarían en el organismo ISE de la Comunidad Autónoma y cuáles revertirían en las administraciones consorciadas.

También se contempla establecer un convenio, al menos por el presente curso, para la creación de una comisión mixta de seguimiento que vele por un nivel de excelencia en la formación y también, en el marco de "la colaboración que siempre ha caracterizado al Ayuntamiento", para que la escuela pueda seguir utilizando el edificio, de titularidad municipal.

Eso sí, "el uso de los bienes municipales estará condicionado a alcanzar los citados niveles de excelencia y los niveles de inserción laboral que se han venido obteniendo", se precisa en la moción.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, ha defendido que, ante "la decisión unilateral" de la Consejería de Educación, Cultura y Deporte de disolver el consorcio de La Cónsula, estos condicionantes son "puntos de legalidad que hay que hacer".

Conversación con luciano alonso

De la Torre ha informado, asimismo, de que este pasado miércoles mantuvo una conversación telefónica con el consejero de Educación, Cultura y Deporte, Luciano Alonso, trasladándole la posibilidad de que el Ayuntamiento asumiera la gestión de La Cónsula si obtiene los fondos europeos necesarios.

Un tema el de los fondos europeos sobre el que, tal y como ha reiterado el alcalde, "ha faltado la luz y la información que debiera haber existido siempre".

Por su parte, la viceportavoz municipal de Izquierda, Antonia Morillas, ha criticado "la defensa a ultranza mostrada ahora por el Ayuntamiento, cuando ha estado todos estos años sin poner ni un duro".

Algo rechazado por De la Torre, quien ha apuntado que el Ayuntamiento es el titular del edificio y ha recordado la transferencia de 213.000 euros realizada el pasado mayo para el abono de las nóminas. "Más colaboración y buena fe no caben", ha apostillado.

Planes de empleo

Por otra parte, ha salido adelante por unanimidad una moción del PP para instar a la Junta de Andalucía a que haga efectivo "de forma inmediata" el abono de la cantidad económica comprometida para el desarrollo del Plan de Empleo Joven, de modo que dicha transferencia se realice previamente a la fecha límite para el pago de las nóminas de noviembre de los 1.080 trabajadores que serán contratados en virtud de este programa.

La concejala de Economía, Hacienda y Personal, María del Mar Martín Rojo, ha incidido en que "lo lógico es que la Junta pague antes de llevar a cabo la contratación", que se realizará este viernes para la incorporación el 1 de noviembre. Asimismo, ha precisado que se trata de medidas "cortoplacistas".

La adhesión del Ayuntamiento a estos planes de empleo está conllevando "un enorme esfuerzo técnico y humano, pero también económico", ha comentado la edil del PP. De hecho, el Consistorio ya ha destinado 1.123.330 euros de recursos propios para adquirir los equipos o uniformes que utilizarán los desempleados contratados.

Esta inversión municipal ha hecho posible que el Ayuntamiento de Málaga esté en condiciones de sumarse a los programas autonómicos y contratar a 2.931 malagueños que están en paro, se expone en la moción. La cantidad total de coste de estos trabajadores, según la concejala, supera los 1,5 millones de euros mensualmente.

El portavoz de IU, Eduardo Zorrilla, ha precisado que, aunque se trate de medidas que "evidentemente no vienen a solucionar los problemas de paro, sí al menos los palían". Ha rechazado, por tanto, que se trate de medidas cortoplacistas, en tanto que dan respuesta a "la necesidad de las familias de llegar a final de mes".

"Todos preferiríamos medidas para fomentar el empleo estable y de calidad, pero estamos en una situación de urgencia social; por tanto, medidas como éstas son necesarias, aunque no sean suficientes", ha señalado la concejala socialista Francisca Montiel.

Consulta aquí más noticias de Málaga.