El Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha ha aprobado un gasto de 3,1 millones de euros que irán destinados a las obras de acondicionamiento de los aeródromos de Campillos-Paravientos, en Cuenca, y Peralveche, en Guadalajara, con el objetivo de ponerlos a punto y adecuarlos a la normativa de seguridad aérea y que puedan ser utilizados en trabajos de extinción de incendios.

Así lo ha indicado este jueves el portavoz del Gobierno regional, Leandro Esteban, en rueda de prensa, donde ha apuntado que el gasto aprobado en esta materia asciende a un total de 11,5 millones de euros, ya que en virtud de este acuerdo se destinarán 8,4 millones de euros a la empresa pública Tragsa para la realización de trabajos preventivos de silvicultura y conservación de masa forestal.

De otro lado, ha informado de una aportación de otros 5,3 millones destinados a actuaciones como redacción de proyectos, construcción de puestos de vigilancia, obras de modificación de redes eléctricas o la mejora del sistema de carga de agua en tierra en la base de La Iglesuela (Toledo).

Convenio con cooperativas

También en materia de agricultura, el Consejo de Gobierno ha aprobado un convenio de colaboración con las cooperativas agroalimentarias de la región por el que la Junta ayudará a estas entidades a digitalizar sus cuentas.

De este modo, ha explicado Esteban, estas cuentas, que tienen que estar depositadas en la Consejería de Agricultura, se modernizarán de manera que no solo estarán en formato papel, lo que el portavoz ha calificado como "un nuevo paso de eficacia y transparencia".

Consulta aquí más noticias de Toledo.