Las grandes superficies de la Comunitat Valenciana prevén recibir el próximo sábado, 1 de noviembre, 550.000 clientes, lo que supone un 4 por ciento más que en la misma apertura del año pasado, según ha informado la patronal Anged en un comunicado.

El próximo sábado es el primer festivo de la campaña otoño-invierno 2014 y el comercio espera que las ventas comiencen a crecer "con la bajada de temperaturas y la llegada de las aperturas comerciales generalizadas".

Según el portavoz de Anged en la Comunitat, Antonio López-Pena, la apertura de festivos en las poblaciones que lo permiten "está demostrando su adecuación a las exigencias y demandas del consumidor, que ve cómo, de esta manera, se facilita el acceso a los comercios en aquellos días que mejor se adaptan a sus necesidades".

Respecto al 1 de noviembre, ha asegurado: "Estamos seguros de que será un buen día para el comercio tras la llegada de unas temperaturas más acorde con el periodo otoñal".

Consulta aquí más noticias de Valencia.