Bayrou no da consignas a sus votantes para la segunda vuelta de las presidenciales francesas

  • El líder centrista ha criticado a los dos candidatos.
  • Tampoco ha hecho público a quién votará el próximo 6 de mayo.
  • Bayrou cosechó casi 7 millones de votos en la primera vuelta.
  • Ha anunciado la creación de una nueva formación política para concurrir a las elecciones legislativas de junio.
François Bayrou,líder del partido centrista UDF en la rueda de prensa de hoy (REUTERS/Benoit Tessier)
François Bayrou,líder del partido centrista UDF en la rueda de prensa de hoy (REUTERS/Benoit Tessier)
Reuters

El líder centrista François Bayrou rechazó el miércoles dar indicación concreta a sus votantes con vistas a la segunda vuelta de las presidenciales y criticó por igual a los dos aspirantes, el conservador Nicolas Sarkozy y la socialista Ségolène Royal.

Sin consignas a sus votantes

En rueda de prensa para evaluar los resultados de la primera ronda, el domingo pasado, Bayrou dijo que "no habrá vuelta atrás" en su decisión de no dar consignas y añadió que los casi siete millones de votantes que tuvo hace tres días son conscientes de la situación de "crisis" que vive Francia y tendrán libertad para el sufragio el 6 de mayo.

Sobre su propia actitud para el 6 de mayo, aseguró que "en este momento todavía no sé lo que haré", porque las dos opciones en liza "presentan inconvenientes".

"No practico el mercadeo" político, afirmó Bayrou, antes de añadir que podría cambiar de idea sobre su voto después de ver el debate televisivo que el 2 de mayo mantendrán ambos candidatos y en función de lo que propongan a los franceses.

De Sarkozy dijo que tiene connivencias con poderes económicos y periodísticos y agravará la separación entre los franceses, mientras que de Royal criticó que proponga al Estado como único factor para resolver los problemas.

Critica a los dos cadidantos

Bayrou, que cosechó cerca de 7 millones de sufragios en la primera vuelta, criticó a los dos candidatos.

Concretó que Sarkozy "tiene gusto por la intimidación y puede concentrar el poder como nadie antes", aparte de que ve un riesgo "en su manera de ejercer el poder", que incluye "el control de la prensa".

Sobre Royal reconoció que es más "atenta" a cuestiones como la mejora de la democracia y la reconstrucción del tejido social, pero aseguró que su programa electoral es negativo porque va contra el "equilibrio" necesario a nivel político, económico y social.

El político centrista admitió que ha recibido varias llamadas tanto del candidato conservador como de la socialista, pero que se ha negado a responderlas.

No obstante, dejó claro que "no aceptará sumisión" a uno de los grandes partidos, que "no van a reparar la situación y se corre el riesgo de agravarla" y apuntó que es "absolutamente imposible" que pudiera aceptar un puesto en el próximo Gobierno.

Nuevo partido

Bayrou anunció la creación de una nueva formación de centro que se presentará a las elecciones legislativas de junio y añadió que una de las conclusiones de la primera vuelta de las presidenciales es que en Francia "ya hay tres fuerzas, no sólo dos", lo que constituye "una inmensa esperanza".

Esa formación podría llamarse Partido Democrático, si los militantes de la actual fuerza centrista, la UDF, aceptan su propuesta.

Bayrou, que ha pasado del 6,8 por ciento de voto en 2002 al 18,5 del domingo, pintó un panorama sombrío de la situación en Francia, caracterizado por "una democracia enferma, un tejido social roto y la falta de crecimiento".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento