2006 "el año más brutal" para la prensa con 100 periodistas asesinados

PRENSA-INFORME Con cien periodistas asesinados, 2006 fue "el año más brutal" para la prensa

Viena, 25 abr (EFE).- El Instituto Internacional de la Prensa (IPI) calificó hoy el 2006 como "el año más brutal y salvaje en la historia moderna de la prensa", durante el cual el número de periodistas asesinados en el mundo batió la cifra récord de cien, 45 más que en 2005.

En el balance efectuado por el IPI al presentar en Viena su Informe Anual, Irak se sitúa a la cabeza, con "46 periodistas locales" asesinados, el doble de los reporteros asesinados en ese país en 2005, mientras que México se ha convertido en la peor nación de América Latina en este sentido.

"Los asesinatos y secuestros de periodistas locales ha convertido a Irak en el país más peligroso de todos para el trabajo de la información pública", subraya el instituto, una red de editores y directivos de medios de más de 110 países.

En la lista le siguen Afganistán, Pakistán, Filipinas, México y Sri Lanka.

Si América Latina ha sido en años anteriores uno de los continentes de más riesgo para los reporteros, ahora aparece detrás de otras regiones, como Oriente Medio y el norte de África, que se apunta casi la mitad de los homicidios de reporteros, o toda Asia, con 29.

Sin embargo, el cambio no se produjo por una mejora de la situación, sino por un empeoramiento en el resto del mundo, pues el número de asesinatos de periodistas latinoamericanos llegó a 17, cifra superior a los 11 de 2005 y a los 15 de 2004.

Con siete periodistas asesinados en 2006, México relegó a Colombia como país más peligroso para la prensa en todo el continente americano, mientras que Cuba, que el año pasado arrestó a 25 periodistas, es la "mayor cárcel" para informadores en América.

Tres periodistas murieron en Colombia por hacer su trabajo y otros seis en Venezuela, "donde el Gobierno socava a la prensa privada".

El documento denuncia que en Libia, Arabia Saudí y Siria "prácticamente no existe la prensa libre", mientras que en Egipto y Yemen los periodistas son objeto de persecuciones.

En el Viejo Continente, la situación más preocupante es la de Rusia, donde la muerte de Anna Politkovskaya se convirtió en 2006 en la número 43 de los asesinatos de periodistas que registra el IPI desde 1997. EFE

Mostrar comentarios

Códigos Descuento