Cortan Trapería al morir un hombre de un infarto

Tenía 75 años y ocurrió en el nº 30 de la calle.
Policía y forense levantan el cuerpo del anciano. (Juanma L. G. G.).
Policía y forense levantan el cuerpo del anciano. (Juanma L. G. G.).
Un anciano de 75 años, vecino del céntrico barrio de Santo Domingo murió ayer, sobre las 12.30 horas, en pleno centro urbano (calle Trapería, número 30), tras sufrir un infarto al salir de la confitería murciana Viena.Según los vecinos, el anciano acostumbraba a comprar dos empanadillas a diario, desde hace más de 11 años. «No tenía mal aspecto, pero no llegó a dar más de un paso fuera de la confitería cuando cayó desplomado al suelo», explicó José María Lamas, un vecino, a 20 minutos.

Tras el suceso, la Policía Nacional acordonó la zona durante una hora hasta que la forense levantó el cuerpo y dio la orden de traslado, para certificar los motivos de la muerte.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento