La Diputación de Bizkaia cifra en mil euros el coste de los sabotajes a dos autobuses de Bizkaibus durante la huelga

Se reunirá el lunes por la tarde con las empresas tras recibir por la mañana a los sindicatos
BIZKAIBUS
BIZKAIBUS
EUROPA PRESS

La Diputación Foral de Bizkaia ha cifrado en mil euros el coste de los sabotajes cometidos este jueves contra dos autobuses de Bizkaibus durante la huelga de los trabajadores. La institución foral se reunirá el lunes por la tarde con las empresas que gestionan el servicio tras recibir por la mañana a los sindicatos.

Tras los hechos, la Diputación ha anulado la reunión que tenía prevista para este viernes con las centrales sindicales, y les ha emplazado a mantener el encuentro el próximo lunes, después de reclamar,

"una vez más", la desconvocatoria de los paros.

La institución foral ha condenado los ataques sufridos a primera hora de esta jornada por dos unidades de Bizkaibus durante el desarrollo de la huelga convocada por los sindicatos ELA, LAB, UGT, CC.OO. y LSB-USO. Dos autobuses, uno de ellos con viajeros en su interior, han sufrido la rotura de las lunas traseras por el lanzamiento de piedras.

Las líneas atacadas, ambas gestionadas por TCSA, son la A3622 y la A3641. En el primer caso, la unidad ha iniciado su recorrido en Zaratamo a las 7.05, pero ha tenido que detenerse y desalojar a sus ocupantes tras la rotura de una luna por el lanzamiento de dos piedras.

En el segundo de los casos, la unidad tenía previsto abandonar Arrigorriaga para realizar el servicio, pero ha sido atacada y ha sufrido la rotura del cristal de su puerta trasera. Por su parte, los servicios mínimos de las empresas CAVSA, ADNOR, Pesa y Autobuses de Lujua han salido correctamente.

En el caso de Encartaciones, se han registrado ligeros retrasos en las líneas A3321 y A3342. Los ataques a las dos unidades de Bizkaibus tienen un coste de mil euros, según la primera valoración realizada sobre los daños producidos, a los que debe añadirse la reparación de otra unidad tras ser dañada con pintura en uno de sus laterales.

La Diputada de Obras Públicas y Transportes, Itziar Garamendi, ha seguido el desarrollo de la huelga desde la sede del Departamento, donde ha permanecido reunida con el Director de Transportes, Iker Bergaretxe, y el de Infraestructuras Viarias, Mikel Iriondo, junto a otros miembros de su equipo.

REUNIONES

Una vez conocidos los incidentes, la Institución foral ha descartado convocar a los sindicatos este viernes 10 de octubre, tal como había previsto en un primer momento.

A través de un correo electrónico, la Dirección de Transportes ha emplazado a los representantes de los trabajadores para el lunes, 13 de octubre. En la misma comunicación, se solicita, una vez más, la desconvocatoria de los paros previstos y facilitar, de esta manera, el desarrollo del diálogo que solicitan las centrales sindicales.

Éste no será el único encuentro que se celebre el próximo lunes, ya que, por la tarde, la Diputación ha convocado a las cinco empresas que gestionarán las nuevas concesiones de Bizkaibus tras la adjudicación aprobada por el Consejo de Gobierno foral el pasado 23 de septiembre.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento