Facebook
Una persona utilizando Facebook en su smartphone. melenita2012 / FLICKR

El gigante de las redes sociales Facebook ha sacado este martes al mercado una nueva plataforma en la que facilita datos de sus usuarios a los anunciantes para que puedan colocar su publicidad con más eficacia en portales terceros.

La plataforma Atlas recogerá los datos de Facebook y los utilizará en webs externas, de manera que si por ejemplo, un usuario pulsa el "Me gusta" de la red social en una página de calzado deportivo, es posible que a partir de entonces le aparezcan anuncios sobre productos similares en otras webs.

Se elabora un historial de gustos y aficiones de cada usuario que permite a los anunciantes identificar mejor a sus posibles compradoresCon los datos recabados a través de Facebook se elabora un historial de los gustos y aficiones de cada usuario que permiten a los anunciantes identificar mejor a sus posibles compradores.

Facebook compró Atlas el año pasado a Microsoft por más de 78 millones de euros y, tras rediseñarla por completo, la ha lanzado finalmente. Hasta ahora Facebook vendía espacios publicitarios en la red social y utilizaba las llamadas galletas (cookies) para rastrear los gustos de los usuarios cuando navegaban por otras páginas de Internet y así dirigirles anuncios acordes con sus preferencias.

Esta nueva metodología está pensada, en principio, para mejorar la eficacia de la publicidad, ya que las galletas presentan algunas imprecisiones y no rastrean la navegación en dispositivos móviles, algo que Atlas, a través de Facebook, sí hace.

Facebook trata con este movimiento de acercarse un poco más a su gran competidor en la publicidad en Internet, Google, quien le sigue superando por amplio margen.

En su segundo trimestre fiscal de este año, Google presentó beneficios derivados de la publicidad por valor de 14.360 millones de dólares, mientras que Facebook obtuvo en ese mismo período 2.680 millones, es decir, casi cinco veces menos.