Knut en el zoo de Berlín
Knut, feliz y ajeno a los anónimos que le dirigen (Foto: Reuters) Hannibal Hanschke / Reuters

La estrella del zoo de Berlín, el bebé de oso polar Knut, ha recibido una amenaza de muerte anónima, según informa la agencia de noticias Reuters.

Knut está muerto, el jueves al mediodía

La noticia ha causado un gran revuelo en el parque, que ha reforzado sus medidas de seguridad y ha triplicado el número de cuidadores que tutelan al osezno.

El diario alemán Bild relata que el zoológico recibió una carta fax de un presunto "enemigo" del animal con las plabras: "Knut está muerto, el jueves al mediodía".

Una celebridad mediática y rentable

La historia de este osito polar, como la de las grandes celebridades, ha sido aireada por prensa, televisión e internet.

Todo comenzó en diciembre, cuando un un recién nacido  Knut fue rechazado por su madre, Tosca, y adoptado poco después por su cuidador del parque, que lo ha criado con mucho mimo y biberones.

Esto provocó protestas entre defensores de los derechos de los animales, quienes consideraban que es mejor sacrificarlo que tratarlo como a una mascota.

Para entonces, ol osito ya se había hecho un hueco en los corazones de los alemanes y había incrementado el número de visitantes del parque al doble de lo habitual.