Vecinos de Fuengirola (Málaga) e, incluso, de otros municipios de la provincia se han manifestado este jueves por las calles de esta localidad costasoleña para reclamar justicia y celeridad en el esclarecimiento de la muerte de Domingo Expósito, el joven asesinado el pasado mes de junio en Argentina, justo días antes de que viajara de regreso a España con su hija de seis años de la que había conseguido la custodia.

La manifestación, organizada justo cuando se cumplen tres meses del asesinato de este joven vecino de Fuengirola, salió a las 20.00 horas del Ayuntamiento, terminando sobre las 21.15 horas en la parroquia de Nuestra Señora del Carmen de Los Boliches, donde la madre de Domingo, Josefa Moreno, ha agradecido a los asistentes su participación en esta convocatoria.

Asimismo, Moreno, que se ha mostrado muy satisfecha por el apoyo recibido, ha reclamado justicia y que se acelere la investigación en relación con el asesinato de su hijo, un caso que se encuentra bajo secreto de sumario, y también en lo relativo a los trámites para que su nieta vuelva a España.

Domingo Expósito, de 31 años, fue asesinado por un pistolero el pasado 25 de junio en la ciudad argentina de Comodoro Rivadavia cuando paseaba con su actual pareja y el hijo de ésta, de cuatro años. Su cuerpo fue repatriado, llegando a principios de julio a Fuengirola, donde recibió sepultura.

El litigio judicial por la custodia de la menor comenzó hace cuatro años y medio, después de que la madre se fuera de España. El hombre llevaba dos años en Argentina y hacía cuatro meses que no veía a su hija, pero estaba prevista su vuelta a Málaga con la menor el pasado 30 de junio.

DENUNCIA

Tras el asesinato de Domingo, su madre presentó el pasado agosto en los juzgados de Fuengirola una denuncia contra la expareja del joven por la supuesta comisión de dos delitos, entre ellos sustracción internacional de menores. Además, en el escrito se solicitaba como medida cautelar la suspensión de la patria potestad a la progenitora y que se le otorgara a la abuela paterna.

En esta línea, como medidas cautelares, se pedía también que inmediatamente la pequeña fuera puesta a disposición de los servicios sociales y devuelta a España, su país de origen.

Consulta aquí más noticias de Málaga.