El Consejo de Administración de Kutxa, reunido esta tarde en San Sebastián, ha aprobado la propuesta de transformación de la Entidad en Fundación Bancaria. Este acuerdo será sometido a la aprobación por la Asamblea General de la Entidad, convocada con carácter extraordinario para el viernes 24 de octubre, según ha informado la entidad en un comunicado.

El Consejo ha dado luz verde a la proposición surgida en el grupo de trabajo que desde mayo pasado ha analizado la Ley 26/2013 y su repercusión en Kutxa, que ha sido considerada por todos los grupos, salvo por Bildu -ausente de la sala de reuniones en el debate y votación de la propuesta-, como la que mejor recoge los principios de legalidad y de representatividad de la sociedad guipuzcoana.

Bildu ha decidido ausentarse de la reunión tras ser rechazado el debate en asamblea de su propuesta para mantener el "control público y social".

El Consejo ha aprobado también la propuesta de los estatutos por los que se regirá la Fundación, así como su dotación y la propuesta de los miembros que integrarán su Patronato. Estos, además de los que corresponde designar a las Entidades Fundadoras de Kutxa (Diputación de Gipuzkoa y Ayuntamiento de Donostia), han sido propuestos por las Juntas Generales de Gipuzkoa (Karmele Agirrezabala y Blanca Tejada, Xabier Iturbe, Carlos Tamayo, José Miguel Martín Herrera, Antonio Campos, Guillermo Echenique y la Asociación Alzheimer de Gipuzkoa), así como por parte de los trabajadores como su representante (Borja García Santa Cruz).

La entidad ha indicado que esta propuesta para convertir Kutxa en Fundación Bancaria antes del 29 de diciembre próximo es la que ha venido "consensuándose" tanto en contenidos como en plazos, y cuenta con la conformidad de los organismos reguladores y de control y se ha considerado en el seno del Consejo de Administración "como la que aporta seguridad legal y defiende mejor los intereses de los clientes y usuarios de la Obra Social, los de los trabajadores de sus Fundaciones y, en general, los de los ciudadanos y los del tejido socioeconómico de Gipuzkoa".

Previamente a la adopción de estos acuerdos, el Consejo de Administración ha tratado una propuesta alternativa presentada por los consejeros designados por Bildu, que hace dos semanas hizo pública la Diputación Foral de Gipuzkoa.

La entidad ha indicado que esta propuesta alternativa ha sido rechazada por tratarse de "una idea sin trabajar en sus aspectos fundamentales", que "es ilegal en lo que hasta el momento se ha analizado", que "incurre en fraude de ley" y que además llega tarde porque su desarrollo sería imposible en los plazos previstos por la Ley 26/2013. Tras producirse el rechazo, los siete consejeros de Bildu se han ausentado de la sala del consejo.

El Consejo de Kutxa ha tratado también otros asuntos relativos a los resultados de Kutxabank en el primer semestre de 2014, así como diversas cuestiones relacionadas con la Obra Social.

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.