El portavoz parlamentario del PSE-EE, José Antonio Pastor, ha considerado la intervención del lehendakari, Iñigo Urkullu, en el debate de política general del Parlamento vasco "decepcionante" y falto de "autocrítica", a la vez que, en materia de autogobierno, ha demandado "una clarificación por parte del PNV de cuál es exactamente su modelo".

Pastor ha considerado que el discurso del lehendakari ha sido "casi un 'déja vu' del del año anterior, un poco autocomplaciente" con "mucho diagnóstico de la situación y pocas propuestas concretas de solución de los problemas, referencias a Europa y España, pero pocas propuestas reales de solución de los problemas de los vascos".

Por ello, ha avanzado que la intervención de los socialistas va a ser "crítica" con el discurso del lehendakari y "exigente en cuanto al cumplimiento de los acuerdos que en materia económica, es verdad que ha reivindicado siquiera mínimamente el lehendakari, aunque daría la impresión oyéndole que ha sido todo de su cosecha, pero muy poquita autocrítica".

"Más allá de los grandes enunciados y grandes titulares, hay determinados aspectos en las que ha habido claras deficiencias, no se ha concretado absolutamente nada de los planes comarcales de empleo, aquellos planes de choque que se han puesto en marcha con muchísimo retraso y que, por lo tanto, han perdido toda su eficacia", ha criticado.

Asimismo, ha indicado que "se ha reivindicado las ayudas de I+D+I, pero se ha olvidado de decir que se han reducido más de cinco puntos desde hace dos años". "Así podríamos seguir también, nos ha parecido excesivamente autocomplaciente y muy escaso de autocrítica, y eso no nos hace ser excesivamente optimistas", ha manifestado.

AUTOGOBIERNO

En cuanto a la parte del discurso de Urkullu relacionada con el autogobierno, Pastor ha señalado que el lehendakari "ha hecho alguna referencia, que no sé si significa algún tipo de guiño, a la Constitución y a la actualización de los derechos históricos".

"No sé si eso significa que puede llegar a algún punto de aproximación con la propuesta de reforma constitucional que está poniendo encima de la mesa el Partido Socialista, o simplemente es dar una de cal y otra de arena, ya que ha vuelto a Quebec nuevamente, en una referencia histórica que había desaparecido en los últimos discursos del lehendakari".

Asimismo, ha destacado que Urkullu "ha vuelto a poner encima de la mesa el tema del derecho a decidir, quizás porque el PNV y el propio lehendakari se mueven en una especie de ambigüedad calculada de no querer avanzar y correr demasiado en ese capítulo, pero tampoco de dejar demasiados elementos que sirvan como baza política al mundo de Bildu".

Pastor ha reiterado que ha sido un discurso "decepcionante" y que Urkullu "tendría que haber sido mucho más contundente, bastante más pro positivo de lo que ha hecho, porque la autocomplacencia no lleva a ningún sitio". A su juicio, el lehendakari ha seguido un esquema "parecido al del año anterior, más breve en la exposición, pero ha dejado muchos elementos fuera del discurso".

A los socialistas, ha dicho, les hubiera gustado "oír concreciones más exactas, con planificaciones temporales o autocrítica de lo no realizado, de lo que lleva muchísimo retraso, que no ha aparecido tampoco". En su opinión, Urkullu "ha perdido una oportunidad de poner encima de la mesa un verdadero plan para Euskadi, para solucionar lo que a nosotros nos parece más importante que todos los demás, que son los problemas de los ciudadanos vascos, que pasan por el empleo, la economía y la reactivación económica".

Tras afirmar que el PSE está dispuesto a "entrar a discutir" sobre el autogobierno, Pastor ha dicho que "siguen echando en falta una clarificación por parte del PNV de cuál es exactamente el modelo, la propuesta y el punto de llegada al que ellos tienen en la cabeza llegar".

"Están muy bien las discusiones en la ponencia de autogobierno, está muy bien esa declaración de principios de que se hará lo que plantee y acuerde el Parlamento, pero eso significa un esfuerzo muy exhaustivo de coser posiciones distintas de partida de los distintos grupos políticos", ha advertido, para añadir que quieren saber si "esto acaba de ser un mero entretenimiento de diagnóstico y llega a una propuesta concreta, que hasta este momento no se ha clarificado por parte del PNV".

Pastor ha criticado que "parece que estamos en un baile de ida y vuelta". "Se habla de Quebec, se deja de hablar de Quebec, se resucita otra vez el tema del concierto político, que es un término de hace diez años, y es una especie de baile de ida y vuelta que despista a la ciudadanía mantiene una ambigüedad calculada que no es buena", ha señalado.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.