El Concurso Internacional de Vinos del Atlántico, organizado por el Aula Cultural de Enoturismo y Turismo Gastronómico de la Universidad de La Laguna, ha repartido en su primera edición un total de 13 galardones, de los cuales cinco han ido destinados a producciones tinerfeñas.

El certamen, que es el único avalado por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, ha contado con la participación de 45 muestras procedentes de cuatro países que limitan con el océano Atlántico: Alemania, Argentina, Portugal y España.

Su principal objetivo es recompensar la calidad de los vinos dulces para incentivar el interés de los viticultores por producirlos, además de contribuir a la expansión y valorización de la cultura vitivinícola.

El director del aula de Enoturismo y Turismo Gastronómico de la Universidad de La Laguna, Valerio Gutiérrez, ha agradecido a los viticultores y a las instituciones colaboradoras su participación, y los ha alentado a que se sumen nuevamente en futuras ediciones.

"Septiembre y octubre es una época de premio para los viticultores que, según la climatología, reciben el premio al trabajo de todo un año. Hacer un buen vino es un trabajo que solo te da 50 o 60 oportunidades en la vida, y este concurso ayuda a aportar ideas", ha afirmado.

El jurado encargado de valorar su trabajo ha estado formado por formado por especialistas de Brasil, Francia, Portugal y Canarias,y ha tenido, en opinión de Gutiérrez, "una labor bastante dura para el paladar", por el tipo de vinos que han sido examinados.

El presidente accidental del Cabildo de Tenerife, Aurelio Abreu, ha destacado el esfuerzo realizado por la Casa del Vino de Tenerife, y ha abogado por "defender y potenciar la agricultura que conforma el pasaje de Canarias".

En esta línea, ha valorado el trabajo del Aula Cultural de Enoturismo y Turismo Gastronómico de la ULL y ha agradecido la labor que hacen "por mantener la calidad de los vinos". "Es un ejemplo de que la viticultura es un sector con ganas de trabajar e innovar", ha concluido.

Otros galardonados

El acto contó también con la presencia del el consejero insular de Agricultura, Ganadería y Pesca, José Joaquín Bethencourt; el alcalde de El Sauzal, Mariano Pérez; el director del Instituto Canario de Calidad Agroalimentaria, Alfonso Juan López, y la vicerrectora de Relaciones Universidad y Sociedad de la ULL, Nélida Rancel

Entre los premiados, se encuentra, con el máximo galardón (Gran Atlántico de Oro), el Vulcano dolce de Bodegas Vulcano de Lanzarote, un Moscatel de Alejandría 2013 de la Denominación de Origen Lanzarote.

El Humboldt vendimia tardía de Bodegas Insulares de Tenerife (DO Tacoronte-Acentejo) y el Arautava tinto dulce de Bodegas El Penitente (DO Valle de La Orotava), entre otros, han recibido el Atlántico de Oro, mientras que el Pagos de Reverón blanco dulce de Bodegas Reverón ha sido galardonado con un Atlántico de Plata.